A 4 años de libertad vigilada fue condenado Manuel Genaro Velásquez Gonzalez, un obrero domiciliado en la Población Norte Grande de Valdivia que fue encontrado culpable de abusos sexuales reiterados en contra del hijo de uno de sus amigos, quien a la época de los ultrajes tenía 13 años.

De acuerdo a la información entregada por el fiscal de Valdivia, Gonzalo Valderas, los hechos se registraron entre diciembre del 2010 y julio del 2011 y sólo quedaron al descubierto cuando Velásquez fue encontrado in fraganti aprovechándose del menor, quien había callado por miedo y vergüenza.

El juez de garantía Jorge Rivas, además decretó la sujeción del condenado a las autoridades por los 10 años siguientes al cumplimiento de su condena, como asimismo al tratamiento y observación ante las autoridades administrativas.