Notas
6 peque√Īas mentiras que est√°n arruinando tu salud
Publicado por: Denisse Charpentier
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Existen una serie de mitos urbanos en torno a la salud que muchas veces aplicamos sin consultar a un médico acerca de su veracidad y los peligros que conllevan.

Por ello, Carol Kauffman, doctora en psicolog√≠a de Harvard Medical School en Boston, nos revela la realidad en torno a algunas “mentiritas” que la mayor√≠a de los ciudadanos cree, provocando un da√Īo acumulativo en su salud. (V√≠a Fitness Magazine)

Conócelas a continuación:

Mentira # 1: “Puedo beber 2 vasos de vino al d√≠a porque es saludable”

Realidad: Un vaso de vino al d√≠a puede reducir las probabilidades de sufrir enfermedades card√≠acas, pero ingerir dos vasos diarios puede aumentar en un 25% el riesgo de c√°ncer de mama. Asimismo, pueden crecer las probabilidades de parecer c√°ncer de ovario y de es√≥fago, seg√ļn el Instituto del C√°ncer estadounidense.

Además, un estudio advirtió que las mujeres que consumen entre 2 y 4 porciones al día, adquieren cerca de un 30% más de calorías en general que los no bebedores.

Mentira # 2: “Si un alimento es bajo en carbohidratos, es sano.”

Realidad: Los alimentos etiquetados como “bajos en carbohidratos” no son m√°s bajos en calor√≠as o grasa que las versiones normales, de hecho, algunos tienen m√°s calor√≠as que los originales. Por eso es bueno fijarse en que ambos elementos coincidan.

“La gente pierde peso con dietas bajas en carbohidratos, ya que est√° comiendo menos calor√≠as” y no por otra raz√≥n, dice Holly Wyatt, profesora de medicina del Health Science Center de la Universidad de Colorado, en Denver.

Mentira # 3: “Mi nivel de colesterol malo es alto, pero no tengo que preocuparme porque mi colesterol bueno es alto tambi√©n.”

Realidad: “Un muy alto nivel de colesterol LDL puede exceder los beneficios de HDL elevado (colesterol bueno)”, explica Christie Ballantyne Mitchell, directora del Centro para la Prevenci√≥n de Enfermedades Cardiovasculares en el Methodist DeBakey Heart Center en Houston.

El colesterol LDL debe ser inferior a 100 y el colesterol HDL debe ser superior a 50. “Cuanto m√°s lejos est√°s de ese nivel √≥ptimo de colesterol LDL, menor ser√° la probabilidad de que un alto nivel de colesterol HDL te proteja”, dice Ballantyne.

Para reducir el colesterol LDL, come muchas verduras, frutas, legumbres, productos lácteos sin grasa, y proteína magra.

Un estudio descubrió que la adición de alimentos de origen vegetal a una dieta baja en grasas saturadas reduce el colesterol LDL. Pero, no siempre es bueno eliminar todas las grasas: si sacas las insaturadas puede bajar tanto el colesterol bueno como el malo. Lo ideal es ingerir alrededor de 20 a 25% de calorías de grasas insaturadas y menos de 10% de saturadas.

Mentira # 4: “Yo no tengo necesidad de hacer ejercicio, porque corro tras mis hijos todo el d√≠a”

Realidad: Si pasas una hora al día corriendo detrás de tus hijos, quemas algunas calorías, fortaleces levemente tu sistema inmunológico y reduces la presión arterial y los niveles de colesterol. Pero es el ejercicio más intenso, el movimiento sostenido de 30 minutos o más, el que proporciona mayores beneficios para tu salud y te ayuda a bajar de peso, dice Heather Fink, director asistente del Centro de Servicios Educativos en el Instituto Nacional de Actividad Física y el Deporte en Indianápolis.

La soluci√≥n es transformar tus deberes con los ni√Īos en ejercicio. Si sueles pasear por el parque con tu hijo de 2 a√Īos, apura el paso durante en 30 minutos y mientras tu hijo duerme siesta, entrena en tu hogar.

Puedes construir una sesi√≥n de ejercicios de sentadillas, abdominales con bajadas y subidas r√°pidas de escalera, etc. “Trate de realizar de 8 a 12 repeticiones en 2 series de cada ejercicio”, aconseja Fink.

Mentira # 5: “No estoy gordo, tengo huesos grandes.”

Realidad: Si tu índice de masa corporal (IMC) -medida que relaciona la altura y el peso- es de 25 o más, puede que tengas que perder de un 5% a 10% de tu peso, explica Ballantyne.

La masa √≥sea puede constituir entre un 4% y un 7% de su peso total -alrededor de 2,7 a 4,5 kilos si pesas 68-, por lo tanto, se considera demasiado poco como para afectar el IMC, seg√ļn Gregory W. Heath, profesor de salud y rendimiento humano en la Universidad de Tennessee en Chattanooga.

Mentira # 6: “Me basta con dormir 5 horas diarias”.

Realidad: Cada vez que duermes menos de 7 horas te sentir√°s de mal humor, irritable, y ser√°s menos productivo. “La deuda de sue√Īo hace que la multitarea y la posibilidad de concentrarse sea m√°s dif√≠cil”, dice Cleto A. Kushida, doctor y director del Centro para la Investigaci√≥n del Sue√Īo Humano de la Universidad de Stanford en Palo Alto, California.

Asimismo, las personas que normalmente duermen 5 horas por noche tienen niveles 15% m√°s altos de grelina, hormona que puede estimular el apetito, seg√ļn los investigadores de la Universidad de Bristol en el Reino Unido.

Otros estudios han vinculado la falta de sue√Īo con mayor riesgo de enfermedad card√≠aca, diabetes y c√°ncer de mama.

Como referencia: si sientes que te duermes cada vez que est√°s en silencio, por ejemplo en un viaje en tren o durante una pel√≠cula de larga duraci√≥n, es porque necesitas m√°s horas de sue√Īo .

Tendencias Ahora