temas del día

Sociedad


“Tu tiroides importa”, es la campaña que incentiva a la detección precoz de cáncer

Kurhan (SXC)
Publicado por
Envíanos tu corrección

Bajo la consigna “Tu tiroides importa”, la Corporación Nacional del Cáncer dedicará todo el mes de mayo a concientizar sobre los trastornos a esta glándula –incluyendo el cáncer de tiroides- y la relevancia que cobra la detección precoz de los mismos para evitar su avance y mejorar la efectividad de los eventuales tratamientos.

La tiroides es una pequeña glándula con forma de mariposa que se encuentra en el cuello -delante de la tráquea y debajo de la laringe- y que, gracias al yodo que se consume, produce las hormonas (triyodotironina y tiroxina, o T3 y T4 respectivamente) que regulan el metabolismo y el funcionamiento de varios órganos. La producción de calor, la frecuencia cardíaca, el nivel de colesterol, el peso corporal, la regularidad menstrual y la memoria son algunas de las muchas funciones que regulan las hormonas tiroideas, lo que dice cuán importante es esta glándula.

¿Qué trastornos puede presentar la tiroides?

– Trastornos de funcionamiento: Enfermedades producidas por la secreción insuficiente de las hormonas tiroideas (hipotiroidismo) o en exceso (hipertiroidismo).

– Trastornos estructurales: Nódulos, es decir, tejido o quistes que forman un bulto. Son comunes y, en general, no provocan molestias. Si bien no producen trastornos funcionales, algunos pueden gatillar exceso de hormonas e hipertiroidismo. La gran mayoría son benignos, aunque el 40% se puede convertir en cáncer de tiroides.

– Cáncer de tiroides: Es el crecimiento anormal y no controlado de las células tiroideas, en general, con presencia de nódulos. Aunque afecta a ambos sexos, es más frecuente en mujeres y se puede presentar a cualquier edad, siendo más frecuente desde los 40 años. Personas que hayan sido expuestas a radiación en la niñez y con antecedentes familiares de este cáncer, tienen mayor riesgo.

¿Cómo pueden saber las personas si deben examinarse?

Usualmente no existen síntomas asociados, pero si se presenta algunas de estas condiciones, siempre será mejor consultar:

Dolor en el cuello, mandíbula u oído.

Problemas para respirar.

Dificultad para tragar o cosquilleo en la garganta.

Ronquera.

Tos persistente.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados