Notas


Las precauciones legales para comprar una propiedad en verde sin terminar perjudicado

Pablo Blanco Barros | biblioteca.cchc.cl (c)
  • share
Publicado por
Envíanos tu corrección

La compra adelantada de inmuebles puede traer consigo una serie de beneficios. Entre ellos, las constructoras ofrecen -en resumen- mejores alternativas de financiamiento, un descuento considerable en el precio de la vivienda y la oportunidad de elegir la mejor ubicación, ya que estos proyecto poseen un mayor stock debido a que no se encuentran terminados a la hora de ser comercializados.

Aún así, toda esta cortesía trae consigo una serie de riesgos que es pertinente evitar. Por ejemplo, se cree que existe la posibilidad de perder los ahorros invertidos en el pie si es que ocurre algún tipo de problema.

Entonces ¿Cuáles son las precauciones que hay que tener al momento de comprar una vivienda que aún no está construida?

Para la tranquilidad de los consumidores, existe una ley que regula éste tipo de compras, donde es obligación realizar una promesa de compraventa cuando se compra en verde.

El documento debe ser autorizado por un notario e incorporar la póliza de seguro o boleta bancaria que garantiza la recuperación del dinero pagado. A su vez, el escrito -obligatoriamente- tiene que incluir una cuenta de ahorro o depósito a plazo a favor del vendedor, el cual se le entrega una vez que la propiedad esté inscrita en el Conservador de Bienes Raíces a nombre del comprador.

La póliza de seguro, que debe ser contratada por la inmobiliaria o constructora, cubre aquellos dineros entregados por concepto de pie a la empresa vendedora. A su vez, cabe destacar que si los ahorros se encuentran en una cuenta de ahorro o depósito a plazo no es necesario que sean asegurados, ya que se entregarán una vez firmado el contrato de compraventa

Por ejemplo: si tenemos un cuenta de ahorro con 5 millones y entregamos sólo 2 millones por concepto de pie; el seguro cubrirá -eventualmente- los 2 millones de pesos.

Todo lo anterior sirve de resguardo en caso de que la empresa constructora no cumpla con la entrega de la vivienda, por lo que -en ése caso- es posible cobrar el seguro o hacer efectiva la boleta bancaria, recuperando los dineros entregados a la inmobiliaria.

Finalmente, pese a la protección que nos otorga la ley, es necesario estar seguro de la decisión que se ha tomado, ya que hay cosas de las que la normativa NO nos protege. En la mayoría de los casos, el contrato de promesa de compraventa establece sanciones para quienes se arrepienten de comprar; lo que puede significar la retención de una parte, el total o un porcentaje del dinero entregado.

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
Ver los comentarios (0)
Destacados