Artes y Cultura
Lunes 20 agosto de 2018 | Publicado a las 10:55 · Actualizado a las 11:56
Javiera Parra y el acoso: "Hay una delgada línea entre el acuseteo y la denuncia seria"
Publicado por: Emilio Contreras
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Despu√©s de tres a√Īos, Javiera Parra volvi√≥ a conceder una entrevista a un medio escrito. Y en ella, abord√≥ sus nuevos proyectos laborales, las ense√Īanzas de sus padres (√Āngel Parra y Marta Orrego), desliz√≥ cr√≠ticas al lenguaje inclusivo y se pronunci√≥ sobre el acoso y abuso de poder que sufren las mujeres.

‚ÄúCon mi pap√° estuve en Par√≠s poco antes de su muerte, tomando champa√Īa y hablando de la muerte, as√≠ es que estaba preparada, a diferencia de lo que sucedi√≥ con mi madre, Marta Orrego, que muri√≥ el 2009 (…). Mi pap√°, en cambio, llevaba tres a√Īos en quimioterapia, aunque nunca perdi√≥ un pelo ni exterioriz√≥ su dolor. √Čl era as√≠, porque tuvo una ni√Īez muy dura, pero m√°gica. Una vida parreana, que es m√°s que garciamarqueana”, coment√≥ la cantante a revista Paula.

En este ámbito, reconoció que los ejemplos de Violeta Parra y Marta Matte, sus abuelas, fueron clave para enfrentar eventuales acosos o abusos de poder, los que aclara nunca ha recibido.

Javiera Parra | TVN
Javiera Parra | TVN

‚ÄúNi un beso cuneteado. Quiz√°s por mi crianza, por las mujeres ultra-power que me blindan (…). Me ha tocado negociar en un mundo de hombres, siempre viaj√© con hombres, m√ļsicos y t√©cnicos, pero nunca me pas√≥ nada malo. Frente a gente que me tiraba ondas raras o me ofrec√≠a cuestiones turbias, salv√© con humor o parando carros. Agradezco ser de una casta de mujeres contestadorazas‚ÄĚ, dijo Parra.

M√°s adelante, profundiz√≥ sus dichos sobre el acoso callejero: “Me han dicho ordinarieces. Cuando estaba en el colegio me tocaba pasar frente a un regimiento y un par de veces me dijeron alguna roter√≠a heavy, pero contest√© (…). A m√≠ el piropo amoroso de un maestro me parece simp√°tico, nada aberrante. Por eso creo que hay una delgada l√≠nea entre el acuseteo y la denuncia seria y consciente de acoso o abuso. Existen mujeres de personalidad hist√©rica que pueden hacer mucho da√Īo y tienen un poder enorme ahora”, afirm√≥.

En la misma l√≠nea, tambi√©n se declar√≥ ajena al lenguaje inclusivo, que pretende visibilizar al g√©nero femenino en el habla popular. ‚ÄúLocuras como cuerpas, en vez de cuerpos. No comulgo con esos excesos; amo el idioma que tenemos. Esto no quita que me parezca maravilloso que hoy se pueda destituir a un profe por abusador, machista, discriminador‚ÄĚ, se√Īal√≥.

A pesar que hoy matiza sus labores en la m√ļsica con un negocio de impresi√≥n l√°ser sobre muebles de madera, est√° satisfecha con su actual rutina. ‚ÄúAmo los oficios y estoy dedicada a lijar, pintar y llenar de conejos y flores una banqueta, una c√≥moda. Es una peque√Īa pasi√≥n que me alucina. En septiembre tendremos un showroom”, cont√≥.

A mí el piropo amoroso de un maestro me parece simpático, nada aberrante. Por eso creo que hay una delgada línea entre el acuseteo y la denuncia seria y consciente de acoso o abuso
- Javiera Parra

“Dedico 5 horas de mi d√≠a a hacer estos objetos inspirados en im√°genes de f√°bula y me siento plena. Hoy me visualizo haciendo uno o dos shows al mes, no m√°s. Me hice la revisi√≥n de los 50 mil kil√≥metros, porque tengo alergias y a veces me duelen las articulaciones, aunque no tengo ni una dolencia grave. A los 50, la energ√≠a no es la de los 20”, agreg√≥ Javiera.

A su vez, la cantante que ser√° parte de la nueva versi√≥n del festival La Cumbre (12 de enero en Club H√≠pico), se muestra satisfecha con su renovada vida: “Aunque soy roquera, siempre fui la primera en irme a acostar en los carretes, me gustan las casas ordenadas, las cosas lindas. Nunca he sido una guarra, he tenido una vida bien vivida, y ahora, a los 50 a√Īos, que es cuando, seg√ļn mi pap√°, se inicia la vida, me siento plena en mi peque√Īo limbo”, dijo.

Tendencias Ahora