Notas
Mujeres interponen querella por violencia sexual sufrida tras ser detenidas en dictadura
Publicado por: Erik López
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Cuatro mujeres presentaron una querella por la violencia sexual que denuncian haber sufrido, tras ser detenidas en Villa Grimaldi durante la dictadura.

La acción la interpuso el abogado Hirám Villagra en la Corte de Apelaciones de Santiago, para que se investigado por uno de los siete jueces que actualmente indagan casos por violaciones a los derechos humanos durante la dictadura.

Villagra afirm√≥ que “Estamos siguiendo la huella internacional de plantearlo en forma separada, es curioso, pero en las querellas anteriores se describen episodios casi marginales, hoy lo estamos colocando en el centro de la atenci√≥n”.

“La violencia sexual, por su poder destructivo, su forma particularmente perversa y humilladora, busc√≥ los efectos en forma intencionada como la mejor manera de golpear la moral del enemigo, violarle sus mujeres, y cuando eran compa√Īeras que asum√≠an la militancia era un doble castigo, porque era la mujer que sal√≠a de su rol de mujer, eran castigadas en su doble car√°cter de compa√Īeras de combatientes, y ellas mismas como opositoras al r√©gimen militar, por salirse del rol de ama de casas en que la dictadura quer√≠a mantenerlas sometidas”, puntualiz√≥.

Por su parte, Beatriz Bataszew cont√≥ que estuvo “detenida en un sitio de tortura que se especializ√≥ en violencia sexual y de g√©nero contra las mujeres, de forma tal que lleva el nombre de Venda Sexy”.

“La violencia sexual y de g√©nero se utiliz√≥ como un mecanismo de poder, de dominaci√≥n y de las situaciones de las mujeres en situaciones de tortura, indefensi√≥n y de privaci√≥n de libertad”, agreg√≥.

Asimismo, Bataszew relev√≥ el hecho de que deben modificarse las normas penales.”El delito de tortura no existe en el c√≥digo penal, y lo que no se nombra no existe, se habla tratos degradantes, se habla de apremios ileg√≠timos y yo como ciudadana me pregunto qu√© es un apremio leg√≠timo entonces, de qu√© estamos hablando, se habla de abusos deshonestos, ¬Ņhay abusos honestos?”, se pregunt√≥.

“La violaci√≥n es un acto que perturba la honra de la familia. No se habla de la persona, de la mujer objeto de esa violencia. Estamos se√Īalando la necesidad de tipificar los delitos de tortura y de violencia sexual de forma separada, adjunt√°ndose a lo planteado por la Corte Internacional Penal”, precis√≥.

Tambi√©n solicit√≥ “que las personas que fuimos objeto de tortura y de violencia sexual tengamos por parte del Estado derecho de defensa, porque hasta el d√≠a de hoy tenemos derecho de defensa porque hay abogados y abogadas que lo hacen de forma gratuita, pero el Estado no la garantiza”.

En tanto, Lucrecia Brito record√≥ que fue detenida un 31 de diciembre, y ese d√≠a sus compa√Īeras de prisi√≥n “fueron violadas, vejadas, maltratadas a todo nivel, con palabras que las denostaban permanentemente, y efectivamente muchas de ellas producto de eso est√°n en una situaci√≥n psicol√≥gica y f√≠sica muy dif√≠cil”.

“La Presidenta Michelle Bachelet estuvo con nosotras en Villa Grimaldi, per√≠odo en que el se√Īor Manuel Contreras, el se√Īor Marcelo Moren Brito tomaron a su madre √Āngela Jeria a ella y ejercieron una presi√≥n psicol√≥gica, las aislaron y, sin embargo, ellas salieron a denunciar estos hechos y otros en un libro de Naciones Unidas”, acot√≥.

El vicepresidente de la Corporaci√≥n Parque Por la Paz Villa Grimaldi, Cristi√°n Castillo, dijo que “estamos para apoyar a las v√≠ctimas, en la b√ļsqueda de una recuperaci√≥n. Los tribunales de justicia deben buscar una respuesta a este tema que permita la reivindicaci√≥n de todas nuestras compa√Īeras, de todas las mujeres cuyos derechos fueron violados. La violencia sexual es tortura y debe ser reconocida como tal, como una forma de tortura distinta a la violencia f√≠sica”.

Dos de las querellantes, Alejandra Josafel y Soledad Castillo, relatan en el libelo los vej√°menes y torturas que sufrieron tras ser detenidas luego del golpe de Estado de 1973.

Tendencias Ahora