Sociedad
Miércoles 04 diciembre de 2019 | Publicado a las 12:57
Cifras advierten que blancos reciben más tratamientos preventivos contra el VIH que minorías en EEUU
Por César Vega Martínez
La información es de Agence France-Presse
visitas

Un comprimido cotidiano revolucionario ayuda a prevenir la infección por el virus del SIDA, el VIH, pero las nuevas estadísticas publicadas el martes por las autoridades sanitarias de Estados Unidos muestran que los blancos en riesgo obtienen más recetas que los negros y los latinos .

Las cifras publicadas por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) ilustran la brecha que queda por llenar para poner fin a la epidemia del SIDA para 2030, un objetivo lanzado por el presidente Donald Trump en febrero.

Las desigualdades raciales y sociales se encuentran entre las barreras más grandes, comenzando con algo tan simple como ir a una clínica y que les sean recetada la tableta, llamada PrEP, solo por estar en riesgo.

“Podemos poner fin al status quo, pero tenemos que cambiar nuestras expectativas
y poner fin a la cultura de satisfacci√≥n en la que nos encontramos”, dijo Jay Butler, subdirector de enfermedades infecciosas de los CDC en una conferencia telef√≥nica.

Butler recordó tres pilares de la estrategia contra el VIH: generalización de pruebas; tratamientos inmediatos y sistemáticos, y una adopción mucho más amplia de la PrEP.

La PrEP (profilaxis previa a la exposición) está autorizada en Estados Unidos desde 2012 y ahora se recomienda de manera rutinaria para hombres que tienen sexo con hombres, heterosexuales que tienen conductas de riesgo y personas que usan jeringas para consumir drogas.

El 18% de los 1,2 millones de ciudadanos en riesgo usaron PrEP en 2018, se√Īalan los CDC en un estudio, contra el 9% en 2016. El objetivo es que la mitad de esta poblaci√≥n la tome.

Pero esta cifra oculta las disparidades raciales: 42% entre los blancos, 11% entre los latinos y 6% entre los negros.

Y regional: en Nueva York, uno de los lugares más ricos del país, el 41% de la población en riesgo toma la PrEP. En los estados del sur, más pobres y rurales, la proporción a menudo cae por debajo del 15%.

Tendencias Ahora