Internacional
Las divisiones empa√Īan el octavo aniversario de la independencia de Kosovo
Publicado por: Agencia AFP
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Ocho a√Īos despu√©s de declarar su independencia, las protestas en el parlamento y en la calle contra un acuerdo para normalizar relaciones con Serbia ponen en duda la capacidad de este peque√Īo pa√≠s para superar sus divisiones.

Seg√ļn Albin Kurti, uno de los diputados de oposici√≥n que lanzaron gases lacrim√≥genos en el parlamento para protestar, estas medidas radicales son necesarias para salvar el pa√≠s.

“Quiz√° la gente se sienta un poco escandalizada. Pero creo que la mayor√≠a entender√° que tiene que haber mucha miseria en este pa√≠s, un gran peligro para que los parlamentarios se vean obligados a hacer algo as√≠“, explica a la AFP en la oficina de su partido en Pristina, la capital de Kosovo.

Desde octubre él y otros diputados han paralizado sistemáticamente el parlamento con gases lacrimógenos, una acción condenada por la comunidad internacional y por la que Kurti ha tenido que cumplir una pena de prisión y de arresto domiciliario.

También se han vivido protestas en las calles, igualmente reprimidas con gases gases lacrimógenos.

El principal motivo de protesta es el acuerdo con Serbia, auspiciado por la Uni√≥n Europea, que dar√° m√°s poder a la minor√≠a serbia del pa√≠s. Los opositores temen que exacerbe todav√≠a m√°s las divisiones √©tnicas y de m√°s poder a la vecina Serbia, con la que los kosovares albaneses ya se enfrentaron en varias guerras en los a√Īos 1990.

“Estamos totalmente decepcionados. Kosovo no es lo que so√Ī√°bamos que iba a ser“, dice Petrit Ramadani, un inform√°tico de 32 a√Īos que recuerda la euforia de hace ocho a√Īos y que el mi√©rcoles, el d√≠a del aniversario, participar√° en una manifestaci√≥n contra el gobierno.

Junto a otros muchos kosovares, Ramadani acusa al gobierno actual de corrupci√≥n, retraso en el desarrollo y de marginar a la mayor√≠a musulmana de este pa√≠s de 1,8 millones de habitantes, el 70% de ellos de menos de 35 a√Īos y con un 40% de paro, seg√ļn cifras del Banco Mundial.

“Esperanza” de entrar en la UE

Pa√≠ses como Serbia, Espa√Īa o Rusia siguen sin reconocer la independencia de Kosovo y el sue√Īo de entrar en la Uni√≥n Europea parece m√°s lejano que nunca. Sin embargo el ministro de Exteriores, Hashim Thaci, que declar√≥ la independencia en 2008 y fue dos veces primer ministro, dice estar “lleno de esperanza”.

“El pa√≠s est√° cambiando, no somos perfectos, s√© que tenemos que hacer m√°s pero estamos avanzando”, dice a la AFP en el edificio del gobierno, en el centro de Pristina. En la fachada todav√≠a hay restos de un incendio provocado por los disturbios recientes.

“La violencia es injustificable. Estamos en Europa, no en un pa√≠s de Oriente Medio”, afirma Thaci, de 47 a√Īos, una figura pol√≠tica en su pa√≠s y favorito para las presidenciales que se celebrar√°n este a√Īo.

Thaci lideró el Ejército de Liberación de Kosovo y siempre ha negado las acusaciones que durante la guerra lo relacionaban con una red criminal que cometía asesinatos y traficaba con órganos.

Seg√ļn √©l, las negociaciones con Serbia sirvieron para firmar un acuerdo de preadhesi√≥n a la Uni√≥n Europea en octubre, apoyado tambi√©n por Estados Unidos, firme aliado de Kosovo desde los bombardeos de la OTAN a finales de los a√Īos 1990 que pusieron fin a la guerra.

Aunque un folleto del ministerio de Exteriores describe Kosovo como un pa√≠s “superdin√°mico” lleno de caf√©s, festivales de cine y donde conviven de manera “armoniosa” religiones y lenguas, la realidad es muy distinta.

En Mitrovica, símbolo de la división étnica del país, sigue existiendo un puente vigilado por fuerzas de la OTAN que separa la parte albanesa y la parte serbia de la ciudad, llena de banderas serbias y de pintadas favorables a Rusia.

Tendencias Ahora