Notas
Exdirigente del partido de Lula Da Silva se entrega a la policía: Exdirector de banco huye a Italia
Publicado por: Agencia AFP
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

El ex tesorero del gobernante Partido de los Trabajadores (PT) Delubio Soares se entregó el sábado a la Policía en Brasilia para cumplir condena por corrupción, después de que lo hicieran otros ex jerarcas del primer gobierno de Luiz Inacio Lula da Silva, mientras un ex director bancario anunció que huyó a Italia, informó la prensa local.

El ex director de marketing del Banco do Brasil, Henrique Pizzolatto, que era esperado en la sede de la polic√≠a en Rio de Janeiro, inform√≥ el s√°bado que est√° en Italia, seg√ļn inform√≥ su abogado a los medios locales.

“Por no vislumbrar la m√°s m√≠nima posibilidad de tener un juicio sin motivaciones pol√≠tico electorales (…) decid√≠ hacer valer mi derecho a la libertad para tener un nuevo juicio, en Italia”, declar√≥ Pizzolatto en una nota divulgada por O Globo.

La corte suprema brasile√Īa orden√≥ el jueves la detenci√≥n de 12 de los 25 condenados por el esc√°ndalo de pagos a congresistas y partidos aliados a cambio de apoyo pol√≠tico, conocido como el ‘mensalao’ y que hizo tambalear al gobierno de Lula en 2005.

Pizzolato, que tendr√≠a ciudadan√≠a italiana y deb√≠a cumplir una pena de 12 a√Īos y siete meses, fue el √ļnico que no se entreg√≥.

“Me estoy presentando a las autoridades en Brasilia para el cumplimiento de la pena que me fue impuesta”, declar√≥ Soares en su Twitter el s√°bado, quien debe cumplir una pena de seis a√Īos y ocho meses.

El ex todopoderoso ministro Dirceu y el ex presidente del PT Jos√© Genoino deb√≠an ser transferidos este s√°bado a Brasilia donde cumplir√°n c√°rcel, inicialmente en r√©gimen semiabierto. Dirceu podr√≠a cumplir r√©gimen cerrado si no es aceptado un √ļltimo recurso que tramita todav√≠a en la justicia.

Dirceu y Genoino, que enfrentaron la dictadura (1964-85), se entregaron el viernes con el pu√Īo en alto en se√Īal de lucha. “Continuar√© luchando para probar mi inocencia”, dijo Dirceu.

El histórico juicio a los políticos e intermediarios implicados en el escándalo marca un precedente en un país que no está acostumbrado a juzgar a sus políticos.

La encarcelaci√≥n de los pol√≠ticos llen√≥ las p√°ginas de la prensa este s√°bado. “No es poca cosa para un pa√≠s patrimonialista y protector de los m√°s fuertes asistir a tantos poderosos ser llevados a la c√°rcel”, expres√≥ el columnista de Folha Fernando Rodrigues.

El esc√°ndalo del ‘mensalao’ amenaz√≥ la reelecci√≥n de Lula en 2006, aun cuando la justicia no lo incluy√≥ en el proceso. Lula termin√≥ su segundo mandato en 2010 con una popularidad r√©cord de m√°s de 80%.

Un escándalo parecido que implica a socialdemócratas podría ser juzgado próximamente.

Tendencias Ahora