Notas
Muere militar de la dictadura de Brasil durante asalto: fue asesinado con armas que coleccionaba
Publicado por: Agencia AFP
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Un coronel brasile√Īo retirado, que hace un mes admiti√≥ haber torturado durante la dictadura militar (1964-1985), fue hallado muerto este viernes despu√©s de un asalto en su casa en un suburbio de R√¨o de Janeiro, inform√≥ la polic√≠a.

El coronel Paulo Malhaes, de 76 a√Īos, fue el primer militar brasile√Īo en hacer tal confesi√≥n.

“El relevamiento de la escena del crimen ya se hizo y se interrog√≥ a su esposa y a un empleado dom√©stico”, dijo un portavoz de la Polic√≠a a la AFP.

Tres hombres, uno de ellos encapuchado, entraron el jueves de noche a la casa de Malhaes -ubicada en Nova Igua√ßu, un suburbio popular en el norte de Rio-, seg√ļn cont√≥ la viuda, que no fue identificada.

Los delincuentes tomaron como rehén al militar, a su esposa y al criado en habitaciones separadas. Y antes de huir lo mataron con las armas que el militar coleccionaba.

Las autoridades no encontraron por ahora ninguna herida de bala en el cuerpo del militar, que fue llevado a la medicatura forense.

Malhaes hab√≠a admitido que tortur√≥ opositores al r√©gimen militar en un centro clandestino llamado “La casa de la Muerte” en Petr√≥polis, ciudad ubicada en la sierra del estado de Rio.

Explicó cómo los torturadores, incluido él mismo, arrancaban a sus víctimas la dentadura y le cortaban los dedos para que no pudieran ser identificados.

El oficial dio su versión de cómo los militares hicieron para desaparecer en 1971 el cuerpo del diputado federal Rubens Paiva, nunca encontrado.

La Comisión Nacional de la Verdad (CNV) fue lanzada en mayo de 2012 por la presidenta Dilma Rousseff, una exguerrillera encarcelada y torturada por el régimen militar. La CNV deberá concluir su trabajo en diciembre.

El Club Militar, una asociación que agrupa a militares retirados, indicó que no se pronunciará hasta que se conozcan las circunstancias de su muerte.

Tendencias Ahora