Lluvias entre 21 de mayo y 21 de junio cambian panorama de déficit hídrico de norte a sur | (none) | BioBioChile

Lluvias entre 21 de mayo y 21 de junio cambian panorama de déficit hídrico de norte a sur

Creditos: Sebastián Brogca | Agencia UNO

Lunes 22 junio de 2020 | Publicado a las 17:50 · Actualizado a las 19:04

visitas
visitas

La tarde de este lunes, la Oficina de Servicios Climáticos de la Dirección Meteorológica de Chile comunicó que las lluvias caídas entre el 21 de mayo al 21 de junio generaron cambios significativos en el déficit hídrico de varias ciudades acumulado de norte a sur a partir del 1 de enero de 2020.

“Gracias a esto, en solo un mes, los déficit de precipitación han disminuido en gran parte del país, aunque todavía registramos diferencias muy grandes respecto a un año normal”, detalló la entidad.

Fue así como, hace un mes, el déficit acumulado en La Serena era del -93%, lo que pasó a -33%. Algo similar se vivió en Valparaíso, ciudad que bajó de un crítico -98% a un -49%.

La disminución fue más leve en Santiago, urbe que pasó del -90% al -77% de déficit.

En la zona central destacaron las disminuciones registradas por Curicó y Chillán: del -85% a un -50% y de un -63% a un -49%, respectivamente.

En el sur, Concepción registraba -37% el 21 de mayo, lo que el domingo bajó a -20%. Por su parte, la falta de lluvia en Temuco se redujo del -51% al -44%.

Las precipitaciones de las últimas semanas redujeron el déficit de Valdivia y Osorno en un 9%, pero en Puerto Montt la cifra se mantiene en el -11%.

El escenario en Balmaceda ya se asemeja a un año normal con las últimas lluvias, ya que el agua caída al domingo tiene a la ciudad a solo un 3% de alcanzar índices normales.

Finalmente, en el extremo sur, Punta Arenas se alzó con una reducción de solo 2%, de -22% a -20%, comparando lo que va de 2020 con datos normales.

Las dos únicas excepciones de este reporte de Meteorología fueron el Archipiélago de Juan Fernández y Coyhaique.

Tomando en consideración el periodo transcurrido, el territorio insular aumentó su déficit hídrico y pasó del -18% al -23%.

En segundo lugar, la capital de Aysén fue la única urbe en registrar superávit: el 21 de mayo ya se anotaba con un 14% extra de lluvia, lo que este domingo aumentó a un 30%.

Pese a que los datos anteriores traen algo de alivio en materia hídrica, desde Meteorología adelantaron que el trimestre junio-agosto es vital para determinar si 2020 será o no un año seco, información que deberá analizarse al final de este periodo.

Oficina de Servicios Climáticos de la Dirección Meteorológica de Chile
Oficina de Servicios Climáticos de la Dirección Meteorológica de Chile
Ver los comentarios

Lo último