Tecnología
Viernes 13 septiembre de 2019 | Publicado a las 14:06
La razón por la que K2 18b difícilmente podría albergar vida, a pesar del hallazgo de vapor de agua
visitas

Hace algunos d√≠as el hallazgo de vapor de agua en un exoplaneta ubicado a 110 a√Īos luz de distancia de la Tierra gener√≥ bastante expectaci√≥n, abriendo el camino para la exploraci√≥n de nuevos candidatos para la vida fuera de nuestra galaxia.

Pero aunque es una buena noticia descubrir otros mundos potencialmente habitables, existen a√ļn muchas incertezas respecto a la posibilidad de desarrollar vida humana en el planeta K2 18b, localizado en la constelaci√≥n de Leo.

As√≠ lo explica la doctora Amelia Bayo, astr√≥noma del Instituto de F√≠sica y Astronom√≠a de la Universidad de Valpara√≠so y directora del N√ļcleo de Formaci√≥n Planetaria (NPF).

“A√ļn no est√° claro que sea el mejor candidato a planeta habitable, porque existen varias incertezas como, por ejemplo, que sea un planeta rocoso. Se sabe, m√°s o menos, su radio pero no se conoce con suficiente precisi√≥n su masa”, apunt√≥ la acad√©mica.

“Y al no contar con estas dos variables uno no puede distinguir si es un mini Neptuno o es una s√ļper Tierra. En otras palabras, si es un planeta gaseoso muy chico o uno rocoso muy grande. Esa es la incertidumbre todav√≠a‚ÄĚ, agreg√≥.

La doctora en Astrofísica de la UV agrega que independiente de que se haya detectado agua (porque también se puede descubrir agua en un planeta gaseoso), respecto a la posibilidad de desarrollar vida en el planeta es necesario tener en cuenta su hábitat, dado que el K2 18b no gira entorno a una estrella como nuestro Sol, sino orbita a una estrella M.

Dicho de otra forma, es un astro m√°s peque√Īo en tama√Īo y masa que el Sol, pero mucho m√°s activo, y es posible que la actividad de la estrella haga de este planeta un entorno muy hostil para la vida.

De acuerdo a la experta, lo anterior se debe a que las estrellas M son mucho más chicas y menos brillantes que las estrellas como el Sol (que sería una estrella G). También son mucho más activas y desarrollan tormentas solares enormes todo el tiempo.

“Adem√°s, como la estrella es m√°s fr√≠a que el Sol, la zona de habitabilidad, que es precisamente el √°rea donde se ubica este planeta, est√° mucho m√°s cerca de la estrella (por eso el agua podr√≠a estar l√≠quida), pero tambi√©n es esa cercan√≠a que lo hace estar m√°s expuesto a estas tormentas estelares y r√°fagas, por lo tanto en ese ambiente el desarrollo de la vida deber√≠a ser muy complicado‚ÄĚ, sostiene.

Finalmente, la astr√≥noma aclara que incluso en l√≠nea recta, tardar√≠amos entre 2 a 8 millones de a√Īos en llegar a √©l.

Tendencias Ahora