Nacional
Viernes 27 abril de 2018 | Publicado a las 11:49 · Actualizado a las 18:55
Denuncian "inhabilidad" de abogados que representan acciones contra Piñera ante Contraloría
Publicado por: Matías Vega La información es de: Sebastián Vásquez
¿Encontraste algún error? Avísanos visitas

Los jefes de bancada de Chile Vamos acudieron a Contraloría para denunciar “inhabilidad” por parte de los abogados que denunciaron -en representación de diputados de oposición- el nombramiento de Pablo Piñera como embajador en Argentina y las comisiones prelegislativas.

Los abogados, en tanto, se defendieron sosteniendo que Contraloría “no es un tribunal”.

Los diputados Leopoldo Pérez (Renovación Nacional), Luciano Cruz Coke (Evópoli) y Javier Macaya (Unión Demócrata Independiente) sustentan su acusación en una ley que impide a los abogados que se retiren del fisco o del Estado “actuar como contradictor en juicios en que las instituciones mencionadas tengan interés, durante un año con posterioridad a su retiro”.

Los abogados en cuestión serían William García Machmar y Gabriel Osorio Vargas, a quienes les señalan como exfuncionarios del Ministerio Secretaría General de la Presidencia durante el gobierno de Michelle Bachelet.

“Amordazar a los abogados”

Gabriel Osorio se defendió acusando “persecusión” por parte del oficialismo, y argumentó que desde el punto de vista jurídico “Contraloría no es un tribunal, y por tanto, ejercer el derecho constitucional de petición que tienen todos los chilenos no constituye en caso alguno un juicio”.

También sostuvo que “tanto la jurisprudencia de la contraloría como de los tribunales superiores del país señalan específicamente que las actuaciones que ha tenido este abogado y William García no contravienen lo dispuesto en el artículo 62 de la ley orgánica constitucional del Consejo de Defensa del Estado”.

Por tanto, acusó “deseperación” de los diputados de Chile Vamos y que esto sería un “intento de censura, de amordazar” a los abogados.

La diputada comunista Karol Cariola dijo no tener claridad respecto de esos antecedentes, pero aseguró que lo primordial es la discusión de fondo: o sea, el posibe nepotismo en este nombramiento.

Hasta seis meses podría tardar un pronunciamiento por parte de la Contraloría, mientras los parlamentarios oficialistas evitaron sugerir que se designe a una nueva persona en el cargo.

Tendencias Ahora