Notas
El rentable negocio de las bodas gay en Francia tras aprobación del matrimonio homosexual
Publicado por: Agencia AFP
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Alianzas, flores, trajes, regalos: cuatro d√≠as despu√©s de que Francia vot√≥ una ley que abre la v√≠a al matrimonio homosexual, un sal√≥n dedicado a las bodas gay abri√≥ sus puertas en Par√≠s, con la mirada puesta en un lucrativo mercado que representar√° cientos de millones de euros al a√Īo.

“G-Day”, el primer sal√≥n dedicado en Francia a las bodas homosexuales, abri√≥ el s√°bado rodeado de fuertes medidas de seguridad, tras el clima de efervescencia y la multiplicaci√≥n de incidentes violentos registrados antes del voto en la Asamblea legislativa, que legaliz√≥ el martes el matrimonio de parejas del mismo sexo.

“Temo que habr√° incidentes hoy, cerca del sal√≥n, tal es el clima de odio que hemos vivido en las √ļltimas semanas. Pero he venido porque mi compa√Īero y yo nos casaremos el otro a√Īo, y quiero tener una idea de cu√°nto dinero vamos a necesitar”, dijo Tanguy, un joven de 27 a√Īos que trabaja para Khiels, una divisi√≥n de la firma L’Oreal.

“Estos meses han sido muy duros, ver toda la violencia desatada por una ley que nos vuelve a todos m√°s iguales. Nos ha dolido mucho ver eso, nos ha golpeado. Por eso espero que las bodas gay ser√°n una celebraci√≥n que pondr√° un punto final a tanto odio”, dijo a la AFP Tanguy, mientras recorr√≠a el sal√≥n donde exponen una treintena de firmas que esperan aprovecharse de este nuevo mercado.

Este primer sal√≥n dedicado a las bodas gay est√° dedicado s√≥lo a las parejas masculinas, lo que le ha valido reproches. Seg√ļn Vincent Viollain, uno de los organizadores, la raz√≥n es que “es mucho m√°s f√°cil para las lesbianas hallar lo que necesitan para su boda, en cuanto que los hombres encuentran m√°s dificultades”.

“Mentiras”, dijo a la AFP una mujer que visitaba el sal√≥n con su compa√Īera, con quien piensa casarse el otro a√Īo. “Lo que pasa es que los parejas de hombres gay tienen mucho m√°s dinero que las mujeres. En Francia no hay igualdad en los salarios. Y las empresas est√°n detr√°s de ese mercado”, dijo la mujer que pidi√≥ guardar el anonimato.

Ese mercado que se perfila tan lucrativo es lo que hizo que Jean Fran√ßois Lacrampe dejara el a√Īo pasado su cargo de director de estrategia en un banco de inversiones parisino y creara una empresa, Primeday, dirigida a la organizaci√≥n de las bodas de homosexuales.

“Decid√≠ crear esta empresa en mayo del a√Īo pasado, despu√©s de que result√≥ electo (Fran√ßois) Hollande, quien prometi√≥ durante su campa√Īa presidencial legalizar los matrimonios de parejas del mismo sexo”, explic√≥ a la AFP Lacrampe, quien prev√© que la ley entrar√° en vigor a finales de mayo del corriente a√Īo.

“Y calculo que en los siguientes 12 meses se celebrar√°n unas 6.760 bodas homosexuales”, vaticin√≥ Lacrampe, que bas√≥ su estimaci√≥n en el n√ļmero de parejas gay que contrajeron matrimonio en B√©lgica, Holanda y Espa√Īa en el a√Īo despu√©s de que se autoriz√≥ en esos pa√≠ses las bodas de parejas del mismo sexo.

“La celebraci√≥n de una boda en Francia cuesta en promedio unos 10.000 euros. Y las parejas de homosexuales hombres gozan en general de buenos salarios. As√≠ que calculamos que ese sector puede representar una cifra de negocios de al menos 67,6 millones de euros anuales”, estim√≥ el economista.

Bajo la consiga de “Ustedes amaos, nosotros nos ocupamos del resto”, Primeday -que quiere ampliarse tambi√©n al mercado de Espa√Īa, Estados Unidos y B√©lgica- ofrece desde consejos jur√≠dicos hasta organizar las lunas de miel.

As√≠ como otros exponentes, Primeday prev√© una fuerte demanda de ‘wedding planners’, ese nicho de profesionales que se encargan de planear la ceremonia de la boda: flores, bebidas, alimentos, m√ļsica.

“S√© de algunas parejas gay que prev√©n gastar hasta 50.000 euros, porque quieren que sea un d√≠a muy especial, despu√©s de toda la discriminaci√≥n que han vivido”, dijo un ingeniero que no quiso identificarse.

Por su parte, Hakam Steenberg, de Suecia, y Udi Tzvieli, de Israel, dicen que les gustar√≠a una boda “√≠ntima”.

“Hemos venido a Par√≠s para un fin de semana rom√°ntico y vimos el anuncio del sal√≥n. Creo que ver todo esto motiv√≥ a Hakam a hablar por fin de casarnos”, se congratul√≥ Udi, que dijo que le gustar√≠a “una boda en Par√≠s”, ya que en Israel no est√° autorizado el matrimonio gay.

Steve Edge, un apuesto californiano de 33 a√Īos que es bailar√≠n en el cabaret Lido de Par√≠s, sue√Īa con una boda en Francia. “Con mi compa√Īero, Severin Chailley, queremos una boda √≠ntima, pero con mucha clase”, dijo a la AFP Edge, mientras recorr√≠a el sal√≥n con su novio y con una copa de champ√°n en la mano.

Afuera, la policía no había reportado incidentes, a mediados de la tarde del sábado.

Tendencias Ahora