Notas
Fidel Castro ve atinado su retiro y sugiere que dejaría jefatura comunista
Publicado por: Erasmo Tauran
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

El l√≠der cubano Fidel Castro consider√≥ atinada su decisi√≥n de ceder el poder en 2006 y dej√≥ entrever que podr√≠a incluso dejar el cargo de primer secretario del Patido Comunista (PCC), tras declararse satisfecho por la gesti√≥n de su hermano Ra√ļl como presidente de Cuba.

Imagen de Granma

Imagen de Granma

“Yo no estoy hablando como primer secretario. Cuando me enferm√© hice lo que deb√≠a hacer, sencillamente delegu√© mis atribuciones”, dijo Castro, al ser consultado como m√°ximo jefe del PCC en una reuni√≥n con estudiantes difundida la noche de este jueves en la televisi√≥n.

“Yo solo soy un soldado de las ideas (…) y conforme y satisfecho no vacil√© ni un segundo (en delegar)…, y tal vez estuve demasiado tiempo. ¬°Vaya! no quiero hacerme la autocr√≠tica porque en definitiva eso es lo que quieren los medios masivos”, a√Īadi√≥.

Tras 48 a√Īos en el poder, el veterano l√≠der comunista cedi√≥ provisionalmente en 2006 todas sus funciones a su hermano Ra√ļl: Comandante en Jefe, presidente del Consejo de Estado (Ejecutivo) y de Ministros, y primer secretario de PCC.

“Usted no puede tratar de hacer algo que no est√° en condiciones de dedicarle todo el tiempo. Si yo mismo no sab√≠a si saldr√≠a de aquello. Y bueno, por disciplina y por los m√©dicos (lo logr√≥)”, explic√≥ Castro a los estudiantes, al referirse a la crisis de origen intestinal que lo llev√≥ a delegar el mando.

Fidel Castro, de 84 a√Īos, renunci√≥ formalmente a la presidencia en febrero de 2008, pero sigue como m√°ximo l√≠der del PCC -as√≠ figura en la estructura vigente- y Comandante en Jefe, y su hermano de segundo secretario del partido.

Aunque conserva el cargo de primer secretario, Castro está en la práctica concentrado en escribir y analizar temas internacionales, y desde julio, repuesto de la enfermedad, participa en encuentros académicos para advertir del peligro de una guerra nuclear y del cambio climático.

Su cargo de primer secretario, que ocupa desde 1965, es el m√°s importante en un sistema comunista, y debe ser ratificado o sustituido a mediados de 2011 en la Conferencia del PCC, que -seg√ļn estatutos- es la “facultada para incorporar nuevos miembros” y “separar o liberar” a quienes considere conveniente.

Ra√ļl Castro, de 79 a√Īos, convoc√≥ la Conferencia en momentos en que la generaci√≥n hist√≥rica de la revoluci√≥n ronda los 78 a√Īos y debe garantizar su relevo; y anunci√≥ tambi√©n el crucial VI Congreso del PCC para abril, que debe discutir su plan de reforma del modelo econ√≥mico socialista.

Avalando la gesti√≥n de su hermano, el m√°ximo l√≠der de la revoluci√≥n dijo a los estudiantes estar “contento, bien”, porque “el pa√≠s est√° marchando”, con “desaf√≠os por delante”.

En el encuentro, Castro ley√≥ gran parte de su hist√≥rico discurso en el que hace cinco a√Īos advirti√≥ de la urgencia de rectificar “muchos errores”, sobre todo econ√≥micos, para evitar la “autodestrucci√≥n” del sistema pol√≠tico cubano, como ha advertido su hermano.

Y sugiri√≥ el estudio del modelo de China, que, record√≥, parti√≥ de una experiencia comunista, “rectific√≥ lo que ten√≠a que rectificar” y ahora es un pa√≠s con crecimiento por encima del 10% anual.

“Vale la pena estudiar a China. China no es Estados Unidos, est√° luchando contra el sistema impuesto por Estados Unidos, pero (all√≠) el que rige es el Estado, no son las transnacionales”, dijo Castro a los estudiantes.

Sus comentarios coinciden con discusiones -de cara al Congreso- sobre la reforma, que incluye el recorte de más de un millón de empleos, apertura a la iniciativa privada y al capital extranjero, descentralización económica, eliminación de subsidios y aumento de la eficiencia empresarial.

Analistas econ√≥micos se√Īalan como desaf√≠os del plan vencer el paternalismo, crear confianza al capital extranjero y garantizar la expansi√≥n del sector privado. “Todos los puntos exigen un cambio de mentalidad para entender la econom√≠a de una manera m√°s audaz”, opin√≥ el comentarista econ√≥mico Ariel Terrero.

Ra√ļl Castro sostiene que el modelo econ√≥mico, que por d√©cadas sigui√≥ al de la hoy desaparecida Uni√≥n Sovi√©tica, se “actualiza” sin copiar patrones de otros pa√≠ses.

Tendencias Ahora