Gobierno presentaría Reforma Constitucional que permitirá que militares resguarden Macrozona Sur

visitas

Esta semana el Gobierno presentaría la reforma constitucional que permitirá que militares resguarden rutas y caminos en la denominada Macrozona Sur, que ingresaría como indicación al proyecto de ley de infraestructura crítica.

A nivel político, continúan los esfuerzos del Ejecutivo para lograr un acuerdo nacional de seguridad, aunque la UDI aseguró que es complejo llegar a mínimos comunes si La Moneda sigue con lo que calificaron como señales equívocas.

Ya está por conocerse la propuesta del Gobierno para afrontar la situación en la denominada Macrozona Sur.

Siempre se han mostrado contrarios a la aplicación del estado de excepción. Sin embargo, en las últimas semanas surgió la posibilidad de plantear un estado intermedio.

El Ejecutivo ha aumentado sus esfuerzos por avanzar en esta materia. De hecho, fue uno de los temas principales del comité político ampliado, ayer en La Moneda. También se reunieron con gremios de camioneros para presentar la propuesta y el mismo presidente Gabriel Boric recibió a la jefa y subjefe de la bancada de senadores y senadoras de la DC para hablar de seguridad.

Posterior a estos encuentros, la ministra vocera de Gobierno, Camila Vallejo, entregó mayores detalles de las conversaciones.

También hubo un encuentro entre el ministro de la Segpres, Giorgio Jackson, y la jefa de Interior, Izkia Siches, con los parlamentarios que formaron parte de la comisión mixta que revisó el proyecto de ley de infraestructura crítica.

Fue el diputado socialista, Leonardo Soto, miembro de la instancia, quien explicó cómo sería la tramitación de esta nueva propuesta.

Una de las autoras del proyecto, la senadora de RN, Carmen Gloria Aravena, vio de manera positiva que se retome la iniciativa. Sin embargo, dijo que le gustaría que se considerara otros aspectos.

El senador de la DC, Matías Walker, a quien le tocaría presidir esta comisión mixta, dijo que es partidario de poder incorporar la infraestructura crítica que tiene relación con servicios básicos para la gente, como la provisión de combustible, agua, gas, entre otros. Sin embargo, sostuvo que no habría apoyo de La Moneda para ello.

Pero otro tema clave en seguridad lo destacó el mismo presidente de la República en su gira a Magallanes, donde hizo un llamado a que las diferentes fuerzas políticas se unan entorno a un acuerdo nacional en materia de seguridad.

Sin duda éste es uno de los temas que más aqueja a la ciudadanía, por lo que el llamado del mandatario fue bien visto por gran parte del espectro político.

Sin embargo, desde la oposición -pese a que mostraron su disposición a ser parte- dijeron que el Ejecutivo ha dado señales equívocas, e iniciativas como el proyecto de indulto para personas detenidas en el estallido social “harían difícil un acuerdo”.

Así lo reiteró el presidente de la UDI, el senador Javier Macaya, quien señaló que se debe llegar a mínimos comunes, pero -por ejemplo- la intención de indultar o amnistiar a los denominados presos de la revuelta haría compleja la materialización del acuerdo.

Por su parte, la secretaria general de la colectividad, María José Hoffman, llamó a votar la iniciativa.

En representación de los partidos oficialistas, el presidente subrogante del PS, Andrés Santander, sostuvo que este proyecto será -sin duda- parte del debate.

Ayer en la tarde también hubo un encuentro con representantes de RN, lo cual indica que -sin duda- el esfuerzo por convocar a todos los sectores ya inició.

    visitas

Esta semana el Gobierno presentaría la reforma constitucional que permitirá que militares resguarden rutas y caminos en la denominada Macrozona Sur, que ingresaría como indicación al proyecto de ley de infraestructura crítica.

A nivel político, continúan los esfuerzos del Ejecutivo para lograr un acuerdo nacional de seguridad, aunque la UDI aseguró que es complejo llegar a mínimos comunes si La Moneda sigue con lo que calificaron como señales equívocas.

Ya está por conocerse la propuesta del Gobierno para afrontar la situación en la denominada Macrozona Sur.

Siempre se han mostrado contrarios a la aplicación del estado de excepción. Sin embargo, en las últimas semanas surgió la posibilidad de plantear un estado intermedio.

El Ejecutivo ha aumentado sus esfuerzos por avanzar en esta materia. De hecho, fue uno de los temas principales del comité político ampliado, ayer en La Moneda. También se reunieron con gremios de camioneros para presentar la propuesta y el mismo presidente Gabriel Boric recibió a la jefa y subjefe de la bancada de senadores y senadoras de la DC para hablar de seguridad.

Posterior a estos encuentros, la ministra vocera de Gobierno, Camila Vallejo, entregó mayores detalles de las conversaciones.

También hubo un encuentro entre el ministro de la Segpres, Giorgio Jackson, y la jefa de Interior, Izkia Siches, con los parlamentarios que formaron parte de la comisión mixta que revisó el proyecto de ley de infraestructura crítica.

Fue el diputado socialista, Leonardo Soto, miembro de la instancia, quien explicó cómo sería la tramitación de esta nueva propuesta.

Una de las autoras del proyecto, la senadora de RN, Carmen Gloria Aravena, vio de manera positiva que se retome la iniciativa. Sin embargo, dijo que le gustaría que se considerara otros aspectos.

El senador de la DC, Matías Walker, a quien le tocaría presidir esta comisión mixta, dijo que es partidario de poder incorporar la infraestructura crítica que tiene relación con servicios básicos para la gente, como la provisión de combustible, agua, gas, entre otros. Sin embargo, sostuvo que no habría apoyo de La Moneda para ello.

Pero otro tema clave en seguridad lo destacó el mismo presidente de la República en su gira a Magallanes, donde hizo un llamado a que las diferentes fuerzas políticas se unan entorno a un acuerdo nacional en materia de seguridad.

Sin duda éste es uno de los temas que más aqueja a la ciudadanía, por lo que el llamado del mandatario fue bien visto por gran parte del espectro político.

Sin embargo, desde la oposición -pese a que mostraron su disposición a ser parte- dijeron que el Ejecutivo ha dado señales equívocas, e iniciativas como el proyecto de indulto para personas detenidas en el estallido social “harían difícil un acuerdo”.

Así lo reiteró el presidente de la UDI, el senador Javier Macaya, quien señaló que se debe llegar a mínimos comunes, pero -por ejemplo- la intención de indultar o amnistiar a los denominados presos de la revuelta haría compleja la materialización del acuerdo.

Por su parte, la secretaria general de la colectividad, María José Hoffman, llamó a votar la iniciativa.

En representación de los partidos oficialistas, el presidente subrogante del PS, Andrés Santander, sostuvo que este proyecto será -sin duda- parte del debate.

Ayer en la tarde también hubo un encuentro con representantes de RN, lo cual indica que -sin duda- el esfuerzo por convocar a todos los sectores ya inició.

comentarios