Cultura
“La Gesti√≥n Cultural en 3D” tuvo su lanzamiento en la Casa Central de la Universidad de Chile
Publicado por: Comunicado de Prensa
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

El Director del Centro Cultural Estaci√≥n Mapocho, Arturo Navarro, junto al Ministro Ernesto Ottone, presentaron el libro ‚ÄúLa Gesti√≥n Cultural en 3D‚ÄĚ, compilaci√≥n de Mauricio Rojas que re√ļne textos de autores que se refieren a diferentes aspectos de la gesti√≥n cultural en Chile y el mundo.

Un encuentro de destacados gestores se vivi√≥ durante la presentaci√≥n del libro ‚ÄúLa Gesti√≥n Cultural en 3D. Debates, desaf√≠os y disyuntivas‚ÄĚ, publicada por el Fondo de Cultura Econ√≥mica y la Escuela de Post Grado de la facultad de Artes de la Universidad de Chile.

El texto, que re√ļne la mirada de connotados especialistas iberoamericanos en esas tres dimensiones que anticipa el subt√≠tulo, fue presentado por el Ministro de Cultura, Ernesto Ottone, y el Director Ejecutivo del Centro Cultural Estaci√≥n Mapocho, Arturo Navarro, quienes reflexionaron sobre los modelos de gesti√≥n que Chile ha desarrollado en materia cultural.

El Ministro de Cultura, Ernesto Ottone, se refiri√≥ a la importancia de la reflexi√≥n y la pr√°ctica de la gesti√≥n cultural ‚Äútengo la firme convicci√≥n que los debates son fundamentales, es importante abrirse a una ciudadan√≠a que muchas veces ve con recelo la reflexi√≥n, como si fuera p√©rdida de tiempo, burocracia intelectual o academicismo ilustrado, creo que la construcci√≥n del acervo cultural se realiza, por supuesto, a partir de la pr√°ctica, del trabajo en comunidad desde lo territorial. Pero tan importante como ello es fundamental detenerse a transcribir las experiencias y reflexiones que emanan de ese trabajo. Estoy convencido, sobre todo ahora, que me ha tocado asumir esta hermosa funci√≥n desde el actual Consejo y futuro Ministerio, que me permite por primera vez apropiarme en plenitud de una visi√≥n desde el Estado, pudiendo implementar pol√≠ticas p√ļbicas que puedan significar un salto cuantitativo y cualitativo en torno a la cohesi√≥n social y a la disminuci√≥n de brechas sociales y econ√≥micas a partir de la gesti√≥n cultural‚ÄĚ sostuvo.

El profesor Mauricio Rojas, situ√≥ el di√°logo en un territorio cultural latinoamericano ‚Äúlleno de contradicciones y desigualdades, pero a√ļn vigoroso en utop√≠as e ideas que a partir de sus tradiciones y memoria colectiva aspiran a enriquecer el mundo que languidece en un progreso mercantilizado ya vaciado del sue√Īo de los primeros modernos ilustrados y de los √ļltimos modernistas de vanguardia. En este escenario quiz√°s sea la cultura y sus agentes de cambio quienes rehabiliten el camino hacia nuevos paradigmas de bienestar y buen vivir‚ÄĚ y plante√≥ la pregunta ¬Ņes la gesti√≥n cultural una herramienta de mercado o un mercado de herramientas?

Por su parte, recogiendo la disyuntiva planteada por Rojas y desde su experiencia encabezando el Centro Cultural Estaci√≥n Mapocho, Arturo Navarro, contra propuso ‚Äúpodemos decir que es una herramienta que permite incursionar en el mercado (econom√≠a de mercado) a artistas y fen√≥menos culturales que de otra manera permanecer√≠an al margen lo que no significa que no puedan ejercer o ejerzan de hecho una influencia para modificar ese mercado. La realidad es din√°mica o dial√©ctica. Por ejemplo, el caso del fot√≥grafo de Benetton, Oliviero Toscani, que plantea severas cr√≠ticas a la guerra y la sociedad capitalista o a la iglesia conservadora, que se pudo presentar sin censuras ante un p√ļblico masivo, en Chile, gracias a una gesti√≥n cultural “mercado-compatible”.

Siguiendo esa l√≠nea, Navarro sum√≥ el concepto de Infraestructura Cultural a los argumentos que consolidan el modelo mixto de gesti√≥n al que Chile opt√≥ democr√°ticamente durante el gobierno de Ricardo Lagos ‚Äúconcepto que no es entendible en Chile si no se lo asocia al de Gesti√≥n Cultural (de hecho nacen de la mano y simult√°neamente) surgidos al amparo de fuertes inversiones p√ļblicas muy distantes de lo que pedir√≠a entonces el mercado, que ofrec√≠a, por ejemplo, para la vieja Estaci√≥n Mapocho una bodega de la mayor empresa cervecera del pa√≠s; sin embargo, el Estado asign√≥ al edificio un destino cultural, le destin√≥ recursos (10M USD), cre√≥ una entidad que lo gestionara, a la que concesion√≥ el edificio remodelado, y le dio atribuciones para cumplir su misi√≥n de servicio p√ļblico sin fines de lucro, exigiendo adem√°s su autofinanciamiento, fundando de hecho la GC en Chile‚ÄĚ.

Junto con a gradecer la amplia convocatoria de p√ļblico, Julio Sau, Gerente de la Fondo de Cultura Econ√≥mica, abri√≥ el encuentro destacando la importancia para el √°mbito de la gesti√≥n cultural de quienes presentaron el libro‚ÄúEl Ministro de Cultura Ernesto Ottone, de los pocos Ministros que son especialistas en su √°rea, que es un √°rea sumamente importante en todo sentido social, cultural, econ√≥mico en el pa√≠s. Arturo Navarro, cuya historia en el mundo cultura es una buena historia, iniciada a mi juicio, en su participaci√≥n en la Editorial Quimant√ļ, en los buenos a√Īos de la historia de este pa√≠s, y que tiene tantas distinciones desde el Premio Reina Sof√≠a de Patrimonio Cultural hasta √≥rdenes al m√©rito que son muchas y muy merecidas‚ÄĚ.

Tendencias Ahora