Fotografía:

0 visitas |


  • De manera reservada el Consejo de Defensa del Estado ingresó al Segundo Juzgado Civil de Santiago, un escrito donde asegura que no existen garantías para los acreedores chilenos de la firma ligada al clan Cueto, de que sus deudas serán pagadas. Esto porque “todos los antecedentes” fueron presentados ante el Tribunal de Quiebras de Nueva York, “donde se encuentra el centro principal de sus intereses”. Por esta razón, el organismo pidió la designación de un experto acreditado por la Superintendencia de Insolvencia y Reemprendimiento (Superir) para que resguarde los intereses de todos aquellos a los que Latam les debe plata, incluido el fisco. El documento lo revela la Unidad de Investigación de Radio Bío Bío.

    A fines de mayo -en plena pandemia- la aerolínea Latam realizó un movimiento estratégico y presentó su reorganización financiera en Nueva York, acogiéndose al Capítulo 11 de la Ley de Quiebras de Estados Unidos, quedando suspendidas las obligaciones de la empresa como deudora. A los pocos días, la firma ligada al clan Cueto realizó el mismo trámite en el Segundo Juzgado Civil de Santiago, con miras a ordenar las cuentas con sus acreedores en suelo nacional. Uno de ellos, hasta ahora desconocido, es el Fisco chileno.

    Por esta razón ayer -y de manera reservada- el Consejo de Defensa del Estado (CDE) presentó un escrito en el mencionado tribunal para defender poco más de 17 millones de dólares que la empresa podría adeudar a las arcas nacionales.

    En el documento, al que accedió la Unidad de Investigación de Radio Bío Bío, el organismo asegura ser una “parte afectada” por la situación financiera que atraviesa la empresa, pero que hasta ahora no hay garantías de que el proceso iniciado en Estados Unidos permita entregar claridad, garantías y legalidad a los acreedores chilenos.

    Lea el escrito

    Por esta razón, el CDE solicitó que el tribunal designe a un “veedor”. Es decir, un profesional certificado por las Superintendencia de Insolvencia y Reemprendimiento (Superir) para que resguarde los intereses de todos aquellos a los que Latam les debe plata.

    En la presentación, el CDE pidió que Latam exhiba judicialmente una serie de documentos financieros en el tribunal para conocer cuál es el momento económico que vive la aerolínea.

    A juicio del CDE la justicia nacional se ha limitado a “otorgar la protección financiera en favor de la empresa, prohibiendo las ejecuciones individuales de sus acreedores, sin imponerle a LATAM y sus filiales obligaciones, plazos ni requisito alguno que cumplir conforme la ley chilena, en relación a su insolvencia”.

    Por esta razón, subraya, “no existe posibilidad alguna” de saber -”a ciencia cierta”- a quién le debe Latam, “ni otros antecedentes mínimamente indispensables” para cualquier acreedor a menos que la firma transparente sus finanzas.

    “Entenderlo de otra forma, no justificaría la protección financiera otorgada por SS (su señoría) (…) puesto que en Chile, la empresa nacional LATAM queda protegida contra cualquier juicio, pero con la absoluta y plena administración de sus bienes, sin supervigilancia de ningún tipo”, se lee en la presentación.

    El CDE se queja de la tramitación que ha tenido hasta ahora el proceso: “el tribunal tampoco ha tomado las medidas de llamamiento de los acreedores a la verificación de sus créditos, siendo contrario a derecho que la orden de SS (el juez). implique que los acreedores nacionales de LATAM y sus filiales estén constreñidos a aceptar lo que se decida en Nueva York respecto del pago de sus créditos, o se vean forzados a litigar internacionalmente para intervenir en las condiciones que se decidan y su negociación”.

    Dentro de los argumentos utilizados por los abogados que representan al fisco chileno le recuerdan al tribunal nacional que “Latam es una empresa nacional, con domicilio en Santiago constituida bajo las leyes chilenas. En específico una sociedad anónima abierta que cotiza en bolsa, constituida conforme la Ley N° 18.046 sobre Sociedades Anónimas, inscripción en el Registro de Valores N° 306, y sometida a la supervisión de la Comisión para el Mercado Financiero. Sus acciones ordinarias están listadas en diversas bolsas de valores chilenas”.

    Enjoy busca salvarse en EEUU

    Pero Latam no es la única, este viernes se informó que la empresa de casinos y hoteles Enjoy también inició un proceso similar, no igual, a la aerolínea de bandera chilena, al acogerse en Estados Unidos al Capítulo 15 de la ley de Quiebras de ese país.

    Según se lee en un hecho esencial enviado a la Comisión para el Mercado Financiero (CMF), Enjoy informó que “presentó una petición voluntaria en los tribunales de EEUU”. Además, la compañía que estuvo ligada por 45 años a la familia Martínez pero hoy controlada por al fondo norteamericano Advent International, afirmó que el proceso tiene como objetivo “reconocer en dicho país el procedimiento de reorganización judicial que la Sociedad lleva en Chile”, según el escrito.

    Para entender el proceso de la empresa de casinos, en Estados Unidos el Servicio de Impuestos Internos (IRS, en inglés) mantiene otras clases de quiebras o bancarrotas, además del Capítulo 11 al cual se acogió Latam. Por ejemplo, el Capítulo 9 está dirigido a municipios, el 12 para agricultores y pesqueros y el 15 orientado a empresas de juegos u otro relacionados, como el caso de Enjoy.

    Al respecto, el IRS detalla: “Este capítulo de las normas de bancarrota permite a los Estados Unidos reconocer los procedimientos de bancarrota en el extranjero y permite acceso a los representantes extranjeros a los trámites jurídicos domésticos”.

    Lea la presentación de Enjoy a la CMF

    Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.
    Ver los comentarios (0)