logo biobiochile
Investiga

Reportajes Entrevistas Artículos De Pasillo Envíanos tu denuncia

U. de Chile revela sanción a destacado investigador chileno tras descubrir "faltas a la integridad"

Jueves 08 diciembre de 2022 | 15:02

visitas

Luego que un medio alemán acusara al científico chileno Claudio Hetz de manipular imágenes en algunos de sus estudios, la Facultad de Medicina de la U. de Chile, en donde el investigador nacional es profesor titular, encargó la creación de una comisión para que revisara las publicaciones apuntadas. Una vez concluido el informe, se descubrió "un abandono inexcusable de su deber de velar por la autenticidad de los datos".

Fue en enero de 2021 cuando el medio digital For Better Science (“Por una ciencia mejor”, en español) acusó al Dr. Claudio Hetz por irregularidades -como la manipulación digital de imágenes- en algunos artículos de su autoría publicados en importantes revistas científicas.

Dicho artículo agitó las aguas de la comunidad científica, en donde el investigador chileno se empinaba como uno de los más relevantes exponentes de Latinoamérica. Logros como el desarrollo de una terapia experimental contra la esclerosis lateral amiotrófica (ELA), llevado a cabo por un equipo liderado por Hetz, lo han encumbrado en lo más alto.

Precisamente fue por eso que las acusaciones no dejaron a nadie indiferente, incluyendo a la Facultad de Medicina de la Universidad de Chile, en donde Hetz es profesor titular. Tras destaparse los hechos, la casa de estudios encargó la creación de una comisión, compuesta por expertos académicos independientes de la facultad, para revisar los trabajos apuntados de Hetz, resultados que fueron entregados en septiembre de 2021.

El informe fue estudiado por la Comisión de Ética de la facultad, y si bien no se detectó fraude científico -entendido como “un acto deliberado de creación de datos falsos para apoyar o demostrar una determinada tesis científica”- sí se estableció que hubo elementos “que denotan faltas a la integridad del proceso científico, comprendidas éstas como un abandono inexcusable de su deber de velar por la autenticidad de los datos publicados”.

Esto motivó la apertura de un sumario para determinar la responsabilidad administrativa del Dr. Hetz en los hechos, resultados que la facultad dio a conocer a BioBioChile a través de un comunicado: suspensión de su cargo por el período de dos meses con el goce del 70% de su sueldo.

“La Facultad de Medicina de la Universidad de Chile instruyó un sumario administrativo, a través de la Resolución Exenta N°1213 del 6 de septiembre de 2021, para esclarecer y establecer eventuales responsabilidades administrativas por presuntas anomalías en publicaciones científicas de autoría del profesor titular don Claudio Hetz Flores. Dicho sumario se encuentra finalizado, con el debido control de legalidad”, señala la facultad.

“Como resultado de ese proceso, el Dr. Claudio Hetz ha sido sancionado de manera definitiva con la suspensión del cargo por el período de dos meses con goce del 70% de la remuneración mensual, dispuesta por la resolución exenta 1087 de 06 de junio de 2022 de la Facultad de Medicina”, agrega.

Desde la casa de estudios añaden que dicha suspensión comenzó a regir el 12 de octubre y se extenderá hasta este domingo 11 de diciembre.

El día que estalló la polémica

Fue el 13 de enero de 2021 cuando el científico chileno fue cuestionado en el artículo “La balada de Claudio Hetz”, escrito por el divulgador científico alemán Leonid Schneider, para el sitio For Better Science.

En el citado portal, Schneider desmenuza y publica desde 2015 posibles fraudes en estudios e investigaciones. “Uno de los objetivos de mi sitio es dar voz a esos científicos preocupados que normalmente nunca se atreverían a expresar su crítica por temor a sus colegas influyentes”, detalla el europeo.

En el mencionado artículo sobre el Dr. Hetz, Schneider cita distintas publicaciones de 2002 a 2020 en las que aparecen supuestas imágenes digitalmente manipuladas, criticando a su vez la falta de revisión de estas por parte de sus pares y editores de las revistas en donde aparecieron.

“Hetz es un artista, un músico de blues, pero su talento artístico no termina ahí: también es profesor de neurociencia, su objetivo es salvar las vidas de quienes padecen Parkinson, Alzheimer, Esclerosis Lateral Amiotrófica (ELA) y otras enfermedades neurodegenerativas. Y no lo dude: Hetz lo consigue gracias a su creatividad. Y Photoshop”, es la introducción poco halagadora que hizo sobre el investigador chileno.

“Probablemente ahora quieras ver cómo Hetz encuentra sus curas. Él simplemente sabe lo que funciona y dobla la realidad para cumplir sus órdenes”, sentenció el alemán.

Uno de los ejemplos citados por Schneider es una publicación de 2012 relacionada al factor de transcripción UPR X”BP1 y la enfermedad de Huntington. “Los datos suplementarios de ese artículo se modificaron sigilosamente justo después de que Paul Brookes señalara los siguientes problemas en su ahora desaparecido sitio web Science Fraud”, afirmó.

“¿Ves que el gel ATF4 no se clona 1:1, sino que solo dos bandas son idénticas?”, escribió.

En un evidente tono burlesco, el divulgador científico alemán mencionó que Hetz alcanzó “el estado sobrenatural de un genio científico en donde las leyes físicas dejaron de aplicarse”.

“Puede publicar cualquier cosa, y nadie lo cuestionará. Apenas el año pasado (2020), Hetz y Kroemer (aludiendo al científico alemán Guido Kroemer) publicaron un artículo con datos sin procesar que no coinciden, simplemente porque pueden hacerlo”, disparó.

“No hubo una intencionalidad”

En septiembre de 2021, cuando la comisión ya había revisado los trabajos del Dr. Hetz, el científico decidió romper su silencio. Si bien admitió que había fallado en su rol como académico, aseguró que se demostró “que no existía fraude. Ningún artículo ha sido retractado”.

“No tuve la capacidad como persona individual y como equipo de reconocer estas fallas antes de la publicación. Y eso puede ser desprolijidad, negligencia, pero no hubo una intencionalidad de parte nuestra. El desafío en este momento es mejorar las buenas prácticas y evitar que esto vuelva a suceder en el futuro”, mencionó en aquella oportunidad en conversación con Qué Pasa.

“Fue bastante humillante. Como científicos sabemos que la excelencia es lo primero. Buscamos la perfección pero a pesar de las buenas intenciones y de buscar ser lo más prolijo posible, fallamos en este proceso”, admitió.

visto ahora

{{ post.post_category_secondary.name }}

{{ post.post_date_txt }} | {{ post.post_hour }}

visitas

Nuestros comentarios son un espacio de conversación y debate. Recibimos con gusto críticas constructivas, pero nos reservamos el derecho a eliminar comentarios o bloquear usuarios agresivos, ofensivos o abusivos.