Ximena Bórquez: "Las parcelas de menos de 5.000 m2 legalmente no existen, son ventas de derechos"

visitas

“No tenemos instrumentos de planificación en las ciudades, sino sólo de regulación”, afirma la integrante del Comité de Desarrollo Urbano del Colegio de Arquitectos.

En el caso del suelo rural, hay un decreto ley que permite las parcelas de 5.000 m2, una medida que no responde a ningún criterio técnico.

Ximena Bórquez plantea que el tema de las parcelaciones se debe abordar desde distintos ministerios, abordando temas de regulación, planificación y tributarios. En este último punto, Ximena Bórquez menciona que las parcelas productivas tributan poco -o no tributan-, incluso cuando dejan de ser de uso agrícola. No se ha asumido la diferencia de costo entre suelo agrícola y no agrícola.

“No es la ciudad la que está invadiendo el campo”, afirma, “son ciudadanos que están invadiendo el campo”. Personas que buscan otro modo de vida, pero sin que exista planificación ni regulación para evitar la pérdida de terreno agrícola.

“Las parcelas de menos de 5.000 m2 legalmente no existen, son ventas de derechos”, dice. Por lo tanto, la persona adquiere derechos sobre el total de la propiedad, pero no un espacio específico de ella. En ese sentido, cualquier comprador podría cuestionar las subdivisiones y usos exclusivos dentro de ella.

“Notarías y conservadores no pueden inscribir derechos con carácter de loteos rurales”, sostiene, pero “hay un desfase absoluto entre el discurso y la realidad”.

El año 2021 hubo una oferta de 50.000 parcelas a lo largo del país.

    visitas

“No tenemos instrumentos de planificación en las ciudades, sino sólo de regulación”, afirma la integrante del Comité de Desarrollo Urbano del Colegio de Arquitectos.

En el caso del suelo rural, hay un decreto ley que permite las parcelas de 5.000 m2, una medida que no responde a ningún criterio técnico.

Ximena Bórquez plantea que el tema de las parcelaciones se debe abordar desde distintos ministerios, abordando temas de regulación, planificación y tributarios. En este último punto, Ximena Bórquez menciona que las parcelas productivas tributan poco -o no tributan-, incluso cuando dejan de ser de uso agrícola. No se ha asumido la diferencia de costo entre suelo agrícola y no agrícola.

“No es la ciudad la que está invadiendo el campo”, afirma, “son ciudadanos que están invadiendo el campo”. Personas que buscan otro modo de vida, pero sin que exista planificación ni regulación para evitar la pérdida de terreno agrícola.

“Las parcelas de menos de 5.000 m2 legalmente no existen, son ventas de derechos”, dice. Por lo tanto, la persona adquiere derechos sobre el total de la propiedad, pero no un espacio específico de ella. En ese sentido, cualquier comprador podría cuestionar las subdivisiones y usos exclusivos dentro de ella.

“Notarías y conservadores no pueden inscribir derechos con carácter de loteos rurales”, sostiene, pero “hay un desfase absoluto entre el discurso y la realidad”.

El año 2021 hubo una oferta de 50.000 parcelas a lo largo del país.

comentarios