Sociedad
Miércoles 02 mayo de 2018 | Publicado a las 11:12 · Actualizado a las 11:30
"Por qué los hombres violamos": polémica columna del diario El País desata ola de críticas
Publicado por: Denisse Charpentier
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

En medio del revuelo por el caso de “La Manada” en Espa√Īa, donde un grupo de 5 sujetos fueron condenados s√≥lo por abuso sexual (y no violaci√≥n) tras atacar a una joven de 18 a√Īos durante la fiesta de San Ferm√≠n en 2016, el reconocido diario El Pa√≠s public√≥ una columna que est√° generando diversas reacciones en las redes sociales.

El art√≠culo escrito por el cientista pol√≠tico y escritor V√≠ctor Lapuente se titula “Por qu√© los hombres violamos” y comienza se√Īalando una serie de supuestas explicaciones biol√≥gicas al comportamiento de los depredadores sexuales.

En parte, por la testosterona, que dificulta nuestro autocontrol. Aun as√≠, con la misma biolog√≠a, los hombres cometemos hoy menos cr√≠menes que en el pasado“, parti√≥ la columna.

“Con una siniestra excepci√≥n. Seguimos agrediendo a las mujeres. Y las razones hay que buscarlas en un aspecto poco conocido de la naturaleza masculina: nuestra sensibilidad. Por ejemplo, el √©xito profesional o social de nuestras parejas afecta negativamente a nuestra autoestima. En contraste, la confianza de las mujeres no se ve minada por nuestros logros. Los hombres somos el sexo sensible. Ellas, el resistente“, a√Īadi√≥.

Luego, profundiz√≥ este punto indicando que los cambios sociales pueden haber incidido. “Los hombres somos m√°s impresionables por el entorno. Y dos cambios sociales han contribuido a que nos mostremos particularmente agresivos con las mujeres. El primero es intuitivo. La revoluci√≥n tecnol√≥gica ha dejado en la cuneta de la econom√≠a a millones de hombres con estudios bajos. La incertidumbre sin precedentes que sufren les lleva a adoptar comportamientos adictivos, err√°ticos y potencialmente violentos.

“El segundo cambio es contraintuitivo. La revoluci√≥n feminista ha llenado de mujeres las aulas y los lugares de trabajo. En pocas d√©cadas, hemos pasado de un monopolio masculino del espacio p√ļblico a la paridad, o incluso superioridad femenina, en algunos √°mbitos. Y, como advierten los antrop√≥logos, las ratios entre hombres y mujeres determinan las actitudes sexuales de los primeros. Ya sea en la selva amaz√≥nica o en las universidades americanas, si los hombres son mayor√≠a, invierten esfuerzos en construir relaciones saludables con las mujeres. Si son minor√≠a, prefieren el sexo espor√°dico y se vuelven m√°s violentos”, asegur√≥.

En el √ļltimo p√°rrafo matiz√≥ sus dichos, se√Īalando que hay una forma de cambiar esto. “Pero no estamos condenados a una mayor violencia masculina. Educar en la igualdad de g√©nero ayudar√≠a a los hombres a liberarnos de dos estresores que alimentan nuestra violencia: los cors√©s emocionales y la competitividad extrema. As√≠, ser√≠amos menos violentos. Y vivir√≠amos m√°s, como apunta el psic√≥logo Daniel Kruger, pues la desigualdad de g√©nero de un pa√≠s predice el exceso de muertes masculinas por causas conductuales. El patriarcado es tambi√©n terrible para la salud de los hombres”, finaliza.

Tras leer estas palabras tanto en la versión papel como digital de El País, muchos lectores manifestaron su indignación en las redes sociales.

“Se√Īor @VictorLapuente, dado el n√ļmero de violaciones al a√Īo y el de la poblaci√≥n masculina, contando que ninguno repita, el porcentaje de violadores es de 0.0001%. Escribir ‘por qu√© los hombres violan’, como algo generalizado, es, cuanto menos, absurdo”, dijo un usuario.

“Que dice @VictorLapuente en @elpais_espana que “los hombres violamos en parte por la testosterona que dificulta nuestro autocontrol” (sic). Osea, que est√° diciendo que somos violadores en potencia por nuestra naturaleza intr√≠nseca en vez de por condicionantes culturales t√≥xicos“, a√Īadi√≥ otro.

Atribuirle a las violaciones un componente mayoritariamente biol√≥gico es tan err√≥neo como decir que las mujeres tenemos mejor gen√©tica para limpiar. La testosterona no influye tanto en un violador como su deseo de humillar, su fantas√≠a de poder y su misoginia”, indic√≥ una cibernauta.

Ante esto, el columnista intent√≥ explicar su visi√≥n. “Debemos entender las causas de fondo para combatir algo. Y eso es lo que intento hacer, sobre la base de estudios en psicolog√≠a social”, expres√≥ en un posteo, a√Īadiendo en otro que su art√≠culo se√Īala “lo terrible que es el Patriarcado para mujeres y hombres” y que en ning√ļn caso lo justifica. Asimismo, se refiri√≥ a su enfoque biol√≥gico.

¬ŅQu√© opinas de este art√≠culo y el revuelo causado?

Barco que dar√° vuelta al mundo: R4W abandona Chile para dirigirse a la Polinesia Francesa

El barco que dará la vuelta al mundo sólo con energías renovables

¬ŅC√≥mo funciona las energ√≠as limpias de la embarcaci√≥n Race For Water?

M√ĀS NOTICIAS
Tendencias Ahora