Diez casas sufrieron daños en Dichato este lunes, por los potentes vientos que pasaron por la localidad del Bío Bío durante la mañana.

Cerca de las 08:00 horas habitantes de la zona comenzaron a reportar los daños. A pesar de que en un primer momento se habló de una tromba, esto fue desestimado por la directora regional de la Oficina Nacional de Emergencias (Onemi), Carolina Zambrano.

La Dirección Meteorológica de Chile informó de vientos de 60 kilómetros por hora, aunque se presume que las rachas alcanzaron una velocidad superior.

comillas
Observé una luz como un relámpago y el árbol se viene encima de mi camioneta, a la que le quebró el parabrisas y un vidrio
- Antonio Gutiérrez, habitante de Dichato

Desde la Onemi indicaron que 10 casas sufrieron voladoras de techumbres y otros elementos. También el tendido eléctrico se vio afectado y cayeron árboles.

Precisamente la caída de un árbol afectó a Carla Salas, quien iba en un auto con su hija.

“Mi hija se iba a trabajar y aprovechó de llevarme. Cuando íbamos saliendo de la casa yo vi un rayo, pero nadie me cree que yo vi un rayo, pero yo iba de copiloto y el rayo partió el árbol”, afirmó.

Según comentó Salas, el auto resultó con daños, mientras que en su casa se voló el techo por el viento.

Cedida
Cedida

No es el único testimonio de ese tipo. Antonio Gutiérrez, pescador de la zona, se dirigía en camioneta a asegurar su bote, cuando también sufrió una situación similar.

“Observé una luz como un relámpago y el árbol se viene encima de mi camioneta, a la que le quebró el parabrisas y un vidrio. Yo con que me gano a ese lado, me mata”, señaló Gutiérrez.

El sistema de Protección Civil de municipio apoyó a los afectados, mientras que el intendente del Bío Bío, Sergio Giacaman, admitió que no está la tecnología para analizar el fenómeno.

“Lo que el Presidente (Piñera) pidió es la incorporación de tecnología, para eso hay que realizar compras (…) porque necesitamos contar con unos radares que nos permitan identificar y tener mayor certeza de estos fenómenos de la naturaleza (…) Tengo que conversar con la Onemi para ver en qué proceso está esa compra”, contó Giacaman.

De acuerdo a las autoridades, hubo 21 personas afectadas por el hecho, entre ellas seis niños, pero ninguna lesionada.