El Ministerio de Medio Ambiente acogió la petición de la Municipalidad de la Ligua para declarar al Estuario de los Molles como humedal urbano y garantizar su protección.

La medida busca principalmente resguardar este espacio de biodiversidad que durante los últimos años se ha visto amenazado por las industrias inmobiliarias que buscan construir en el sector.

La iniciativa se desarrolló a través de una mesa técnica que contó con organizaciones locales de Los Molles, la Dirección de Obras Municipales de la Ligua y su Departamento de Medio Ambiente.

De esta manera, se estableció, según profesionales del Ministerio de Medio Ambiente, que la propuesta cumple con los requisitos establecidos en el reglamento determinado por la Ley de Humedales Urbano.

Si se aprueba la normativa, aseguraría que todas las actividades que se quieran realizar en el sector se tendrían que someter a las evaluaciones de impacto ambiental y las leyes que protegen los humedales.

Para ello, el director de obras municipales de la comuna de la Ligua, Alfredo Hodfstadt, expresó que si se aprueba este recurso podrían contar con un cuerpo legal para enfrentar la llegada de las inmobiliarias que quieren construir en el sector.

El actual Plan Regulador regional que rige el sector es de 1996 y no reconoce la realidad del territorio, debido a que no expone las dimensiones y el cuerpo de agua del Humedal Estuario de los Molles.