La Municipalidad de El Tabo presentó una querella por el delito de tráfico de influencias contra quienes resulten responsables de una eventual anormalidad o ilegalidad en el proceso administrativo de adquisición de cajas de mercadería.

Además de esta acción, cuatro concejales de la comuna hicieron una presentación a la Contraloría General de la República para determinar si existe una irregularidad en este tema de las cajas de mercadería.

Hace un par de días se difundieron en redes sociales unos videos en donde se ubica al concejal Ricardo Zurita descargando cajas de un camión que transportaba mercaderías adquiridas el municipio de El Tabo y destinadas a ser entregadas a familias vulnerables de este territorio comunal.

El edil José Antonio Veas señaló que efectivamente se estaba descargando mercadería al interior de la casa de un familiar de Zurita.

Además, de acuerdo a una investigación que desarrollaron otros concejales, se pudo establecer que Ricardo Zurita, autoridad comunal que se ve el video descargando las cajas, tendría conocidos que trabajan en la empresa a la cual el municipio le compró mercadería para las canastas de alimentos.

Zurita, quien asumió el cargo en abril de este año, se defendió y señaló que no hay vinculación entre el y la empresa que se adjudicó la compra de las cajas.

Añadió que se están llevando a cabo los procesos administrativos para aclarar este tema.

Por medio de un comunicado, la Municipalidad de El Tabo informó que debido a irregularidades en el proceso de compra de 1.140 cajas de mercadería, la casa edilicia decidió poner término al contrato, haciendo devolución al proveedor de la totalidad de las cajas de mercadería, dejando sin efecto el pago de 43 millones 200 mil pesos.