El Hospital Base Valdivia inauguró una sala especializada para el trasplante de médula ósea alogénico: el segundo dispositivo que existe en el país. La inversión supera los $82,5 millones.

La Sala de Aislamiento “Dr. Álvaro León” fue celebrada en la Unidad de Medicina del principal centro asistencial de la región de Los Ríos.

Es parte del proyecto “Mejoramiento de la Unidad de Trasplante de Progenitores Hematopoyéticos del Hospital Base Valdivia”, financiado por el Fondo de Innovación para la Competitividad del GORE, aprobado por Consejo Regional y ejecutado por la Universidad Austral de Chile (UACh).

La sala permitirá realizar trasplantes de médula ósea alogénicos. El lugar está libre de contaminación y con aire filtrado, muy superior a las condiciones que había anteriormente y que impedían practicar el procedimiento en el recinto.

Después del Hospital El Salvador (Santiago), ahora Valdivia es el segundo centro de la Red de Salud Pública con una sala de esta tecnología.

Vivianne Torres, especialista en hematología y encargada del área, aseguró que hay personas que han muerto esperando ser intervenida. Aclaró que no es algo simple de determinar: una vez que la quimioterapia surte efecto, se procede al trasplante.

El proyecto dura dos años, en los que se espera asistir a 10 usuarios que requieran el trasplante.

Actualmente, dicha intervención bordea los $50 millones en el sistema privado, costo que se reduce considerablemente en el sistema público con este proyecto.