El Colegio de Enfermeras y Enfermeros en Osorno acusa una deuda por parte del Minsal respecto a la salud mental del gremio durante la pandemia.

Agotamiento físico y mental que genera el denominado síndrome de Burn Out y que deriva en un aumento importante de licencias médicas, está atravesando personal de salud a nivel país, indicó Francisco Valeria, presidente del Colegio de Enfermeras en Osorno.

En el Día Internacional de la Enfermería, el vocero del rubro agregó que hay deudas pendientes desde el Ministerio de Salud, entre ellas, la inseguridad laboral.

La situación deriva en una segunda deuda, que es justamente la que más los aqueja a los trabajadores del área: la salud mental.

El enfermero llamó, tanto a autoridades como a la comunidad, a que las cuarentenas en los territorios sean estrictas y rindan resultados, ya que -aseguró- las unidades médicas entregan todos sus esfuerzos por salvar vidas, pero muchas veces los centros no dan abasto.