La última ronda de interrogatorios antes de pedir eventuales formalizaciones, realizó el fiscal Eugenio Campos, quien investiga la desaparición de un sumario en la Contraloría, que pudo detectar en 2010 el millonario fraude en Carabineros.

Entre los testigos estuvieron el excontralor Ramiro Mendoza, la exsubcontralora Dorothy Pérez y el exgeneral director de la policía uniformada, Eduardo Gordon, quien guardó silencio.

Fue una jornada que comenzó temprano y que finalizó con el fiscal Campos, destacando que se obtuvieron antecedentes “serios e importantes” y que se avanzó “a pasos agigantados” en el capítulo de la Contraloría General de la República.

Se trata de la arista por la desaparición de un sumario en el ente fiscalizador que pudo detectar hace ocho años el mega fraude en carabineros que asciende a 28 mil millones de pesos.

El sumario en cuestión, en la caratula del expediente, tiene escrito “anulado”, hecho registrado tras una reunión entre Mendoza y Gordon en 2010.

El fiscal Campos se manifestó muy satisfecho con la diligencia que se desarrolló en el OS7 de Carabineros y deslizó que está en condiciones de evaluar eventuales formalizaciones.

Uno de los testigos, el exjefe de gabinete de Mendoza, José Ramón Correa, defendió al excontralor tras la declaración.

“(Estoy) completamente tranquilo como también lo estoy de la actuaciones del excontralor Ramiro Mendoza”, sostuvo.

En tanto, las exsubcontraloras, Dorothy Pérez y Patricia Arriagada, se excusaron de hablar sobre el interrogatorio.

También declaró en calidad de testigo el exjefe de la Unidad de Atención Ciudadana de la Contraloría, Osvaldo García Yercovic.

Según las fuentes consultadas por la radio, si el fiscal Campos pide audiencia para formalizar a los involucrados en la anulación del sumario de la Contraloría, sería por el delito de encubrimiento de malversación de caudales públicos.