Nacional
Miércoles 10 octubre de 2018 | Publicado a las 12:13 · Actualizado a las 14:36
Fallo de extradición se aplazó: Palma Salamanca detalló en París torturas que habría sufrido en Chile
Publicado por: Felipe Díaz La información es de: Radio Bío Bío
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

La justicia francesa determin√≥ aplazar hasta el 12 de diciembre la audiencia para revisar la extradici√≥n del exmiembro del Frente Patri√≥tico Manuel Rodr√≠guez (FPMR), Ricardo Palma Salamanca, detenido en febrero de este a√Īo en Par√≠s. Adem√°s, el exguerrillero declar√≥ al tribunal supuestas torturas recibidas mientras se le realiz√≥ el proceso judicial, y estuvo preso en Chile.

El exfrentista est√° condenado en nuestro pa√≠s a como autor material del crimen del senador de la Uni√≥n Dem√≥crata Independiente (UDI), Jaime Guzm√°n, pero se encontraba pr√≥fugo desde el a√Īo 1996 luego de fugarse de la C√°rcel de Alta Seguridad de Santiago, donde estaba recluido.

Para esta miércoles se esperaba que el tribunal galo decidiera si daba curso o no, a la extradición solicitada por Chile para que Palma Salamanca volviera al país a cumplir las penas que le impuso la justicia por la muerte del exsenador UDI y por el secuestro de Cristián Edwards, ambos delitos cometidos en 1991.

La decisi√≥n de la Corte de Apelaciones francesa, seg√ļn consigna La Tercera, se tom√≥ a ra√≠z de una solicitud de postergar el fallo hecha por la defensa de Palma Salamanca, con el fin de esperar si la Oficina Francesa de Protecci√≥n de Refugiados y Ap√°tridas (Ofpra) resuelve darle asilo pol√≠tico o no al exguerillero.

Además, durante esta jornada se conoció la declaración realizada por Ricardo Palma Salamanca a la corte francesa, en la cual detalla diferentes tipos de torturas que habría recibido por parte de los ministros Guillermo Navas y Alfredo Pfeiffer que investigaron la muerte de Jaime Guzmán y lograron condenar a Salamanca.

En el documento, el ex FPMR declar√≥ respecto del ministro Navas, que fue “sometido en su propio tribunal a encadenamiento e insultos permanentes”.

Luego el exguerrillero detalla que, “el ministro Pfeifer en sus interrogatorios me hac√≠a poner el cepo de pies a manos encaden√°ndome a la silla de interrogatorio. En una ocasi√≥n fui receptor de un escupo en la cara por guardar silencio frente a sus preguntas”.

Revisa la declaración completa de Ricardo Palma Salamanca a continuación:

Declaración del tratamiento inhumano y abusos durante el proceso judicial.

Estuve detenido y desaparecido durante varios días, siendo negando a familiares e instancias de derechos humanos. A los 9 días de detención, fui visitado por abogados de derechos humanos conociéndose recién mi ubicación.

Durante la presentación ante los ministros a cargo de los procesos fui asediado por los ministros de la Corte Navas y Pfeifer en incontables ocasiones. Iracundo como un demonio, el primero, omitió en el proceso como medio de prueba, que en todas las ruedas de reconocimiento, los testigos presenciales nunca me reconocieron como autor de los hechos. Fui sometido en su propio tribunal a encadenamiento e insultos permanentes.

Por su parte, el ministro Pfeifer en sus interrogatorios me hacía poner el cepo de pies a manos encadenándome a la silla de interrogatorio. Hacía gala permanente de sus guardaespaldas muy bien armados. En una ocasión fui receptor de un escupo en la cara por guardar silencio frente a sus preguntas.

Fui incomunicado durante 28 d√≠as sin descanso en la galer√≠a 12 de incomunicados de la CDR Santiago Sur (Penitenciar√≠a de Santiago). Adem√°s estuve aislado durante tres meses en el colectivo dos al interior de este penal, dicho lugar estaba destinado a personas con enfermedades mentales o por vagancia, que hasta los primeros a√Īos de la transici√≥n eran sometidos a prisi√≥n.

Por orden expresa de los ministros, cada tres días era sometido a un allanamiento particular de inusitada violencia por parte de gendarmería.

Una vez trasladado desde el colectivo dos me internaron en una calle de reos comunes durante dos meses, negándome la posibilidad de convivir con los demás presos políticos.

Una vez trasladado a la calle 5, lugar de habitación de la comunidad de presos políticos durante la transición, me vuelven a trasladar a al CDP o cárcel de San Miguel en un operativo de fuerzas antimotines donde varios presos fueron heridos de gravedad.

En ese momento y por orden expresa de los ministros fui golpeado casi hasta la inconsciencia en el patio de la guardia interna del penal justo antes de ser introducido en los vehículos de traslado.

Una vez ingresado a dicho penal el recibimiento fue similar al descrito. ‚ÄúPresentaci√≥n‚ÄĚ le llamaban. No transcurrieron m√°s de dos meses de tranquilidad y el ministro Pfeifer luego de un interrogatorio en las condiciones mencionadas anteriormente y en su iracunda
frustración da la orden de mi aislamiento en la torre dos en calabozos de castigo.

Me dejaban salir una vez al día por una hora y el resto lo debía pasa en mi celda. Este castigo se prolongó por seis meses.

Despu√©s de dos a√Īos en la c√°rcel de San Miguel da la orden de incomunicarme otra vez durante 15 d√≠as m√°s en celdas de incomunicaci√≥n.

Todos los hechos contenidos en este relato pueden ser corroborados en los distintos registros del proceso en mi contra como en los de Gendarmería de Chile en los respectivos CDP Santiago Sur y San Miguel.

Las golpizas por parte de la fuerzas antimotines en c√°rcel de alta seguridad eran permanentes durante el primer a√Īo junto a sus allanamientos sorpresa a las cuatro de la ma√Īana, completamente armados y dispuestos a la vejaci√≥n absoluta lo que me permiti√≥ conocer las celdas de castigo por m√°s de un mes en dicho penal.

A los tres a√Īos de estar prisionero (1995) fui trasladado a sangre y fuego hacia la c√°rcel de Alta Seguridad (CAS) desde la que me escap√© el d√≠a 30 de diciembre 1996.

Ricardo Palma Salamanca, 8 de Octubre 2018.

Tendencias Ahora