Internacional
Martes 26 febrero de 2019 | Publicado a las 11:41
Chileno ser√≠a deportado de Nueva Zelanda por grabar genitales de hombres en ba√Īo p√ļblico de un mall
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Un joven chileno residente en Nueva Zelanda podr√≠a ser deportado tras perder una apelaci√≥n a su sentencia, por realizar reiteradamente grabaciones √≠ntimas no autorizadas en un ba√Īo p√ļblico de hombres dentro de un mall.

Se trata de Emilio Araneda Aranguiz, de 23 a√Īos, quien en enero de 2018 fue arrestado tras ser sorprendido in fraganti en un ba√Īo de hombres del mall Westfield, en la ciudad de Christchurch.

Seg√ļn relata el sitio de noticias Stuff, el personal del centro comercial se dio cuenta en diciembre de 2017 de que alguien hab√≠a estado haciendo agujeros en las casetas de los ba√Īos de hombres del mall, a la altura de la cintura. Aunque los taparon, estos volv√≠an a aparecer abiertos.

Revisando las c√°maras de seguridad, el equipo se dio cuenta de que Araneda sol√≠a llegar al mall en su veh√≠culo, dirigirse a los ba√Īos, y permanecer all√≠ por m√°s de una hora. Tras alertar a la polic√≠a, esta lo sorprendi√≥ al interior de una de las casetas, apuntando su celular a trav√©s de uno de los agujeros.

Tras confiscar su tel√©fono, los agentes encontraron una carpeta llamada “Spy Toilet“, en la cual hab√≠a 101 fotos y videos de genitales de hombres, captados mientras usaban los urinarios.

Luego, en febrero pasado, el chileno fue condenado por el juez Tom Gilbert a 6 meses de arresto domiciliario y 200 horas de trabajo comunitario. En aquel entonces, Araneda solicit√≥ que su nombre fuera reservado debido a que “tem√≠a por su seguridad de regresar a Chile”. Gilbert se neg√≥ y Araneda apel√≥ a la Corte Suprema, la cual levant√≥ la prohibici√≥n de identificarlo en febrero de este a√Īo.

Sin embargo ahora el joven tiene mayores problemas de los que preocuparse que la difusión de su nombre. El representante del departamento de inmigración de Nueva Zelanda, Jock Gilray, confirmó que tienen una orden para deportar a Araneda, decisión que sólo depende de la apelación hecha a la Corte Suprema.

Su abogada defensora, Natalie Wham, indicó que el chileno ya ha realizado 200 horas de trabajo voluntario, y que pretende seguir realizándolo como un beneficio a la comunidad. Además aseguró que al joven le gustaría pedir disculpas a todas las inadvertidas víctimas de sus grabaciones, pero que desconoce sus identidades.

Tendencias Ahora