Internacional
Miércoles 13 junio de 2018 | Publicado a las 14:01 · Actualizado a las 15:53
Ministro espa√Īol dimite seis d√≠as despu√©s de asumir su cargo por caso de fraude
Publicado por: Gonzalo Cifuentes La información es de: Agence France-Presse
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Seis d√≠as despu√©s de asumir el cargo, el ministro espa√Īol de Cultura y Deportes, Maxim Huerta, dimiti√≥ este mi√©rcoles tras conocerse que hace a√Īos defraud√≥ a la administraci√≥n fiscal y fue sancionado.

El anuncio asesta un golpe al gobierno socialista de Pedro S√°nchez, que tom√≥ posesi√≥n el jueves y caus√≥ sensaci√≥n en todo el mundo, por la presencia de m√°s mujeres que hombres y la amplia experiencia de sus integrantes. Tambi√©n se anot√≥ puntos con la decisi√≥n de acoger a los migrantes del buque “Aquarius”, rechazados por Italia.

“Para defender aquello que amas a veces hay que retirarse, y eso hago, porque yo amo la Cultura”,
dijo a la prensa este conocido escritor y ex presentador televisivo de 47 a√Īos, que seg√ļn la prensa local ha sido el ministro m√°s breve de la democracia espa√Īola.

Seg√ļn el diario digital El Confidencial, Maxim Huerta se vio obligado por la justicia en 2017 a pagar m√°s de 360.000 euros a Hacienda.

El diario indica que Huerta fue sancionado por haber declarado entre 2006 y 2008 sus ingresos personales a través de una sociedad, a fin de pagar menos impuestos de los que le correspondía.

Igualmente, hizo pasar por gastos profesionales la compra y mantenimiento de una residencia secundaria en la costa de Alicante (sureste).

En su comparecencia, Huerta insisti√≥ en su inocencia, subrayando que est√° “al corriente de [sus] pagos con Hacienda” y que recibi√≥ una multa y no “una condena por fraude”.

Pero eso “no se escuchar√°, porque vivimos en una sociedad ahogada por el ruido, por la descalificaci√≥n, por la desinformaci√≥n”, prosigui√≥.

Tras defenderse por la ma√Īana nada m√°s conocerse la informaci√≥n, Huerta acab√≥ cediendo a la presi√≥n de la izquierda radical y de la oposici√≥n conservadora, que de inmediato exigieron su dimisi√≥n.

“Como hemos dicho esta ma√Īana, la ciudadan√≠a ya no tolera estas cosas. Felicito al Gobierno por saber escuchar y rectificar”, escribi√≥ en Twitter el izquierdista Pablo Iglesias, l√≠der de Podemos, que hace unos d√≠as protagoniz√≥ otra pol√©mica por la compra de un chalet con jard√≠n y piscina de m√°s de de 600.000 euros.

En febrero de 2015, Sánchez, entonces líder de la oposición, aseguró en televisión que no dudaría en cesar a un miembro de la dirección de su partido que utilizara una sociedad interpuesta para pagar menos impuestos.

Un nombramiento sorprendente y polémico

El de Huerta fue uno de los nombramientos m√°s sorprendentes del ejecutivo de S√°nchez, y √©l mismo reconoci√≥ este mi√©rcoles que su fichaje se ver√≠a como “extravagante”.

El exministro es una cara muy conocida en Espa√Īa, al ser escritor, periodista televisivo y sobre todo presentador de un programa de cr√≥nica social, que tal y como dijo “todos ven y todos demonizan”.

Trabaj√≥ entre otros en “El programa de Ana Rosa”, del canal privado Telecinco, en el que se abordan tanto asuntos de actualidad pol√≠tica y sucesos como las intimidades de los personajes de la far√°ndula espa√Īola.

En sus seis días como ministro de Cultura y Deportes tuvo una gran exposición mediática. Nada más ser nombrado, algunos internautas rescataron unos viejos tuits en los que decía odiar el deporte.

Una opinión que asumió de pleno, en una entrevista con Ana Rosa Quintana, su antigua jefa.

Soy “la consecuencia de todo mi pasado”, y “no tengo por qu√© borrar ning√ļn tuit”, explic√≥ a la presentadora.

Igualmente le dio tiempo a asistir, el domingo en Par√≠s, a la final de Roland Garros en la que el tenista espa√Īol Rafael Nadal se anot√≥ su und√©cimo t√≠tulo.

Sánchez se vio propulsado al poder el 1 de junio, gracias a una moción de censura contra el conservador Mariano Rajoy, cuyo Partido Popular había sido condenado como partícipe a título lucrativo de una trama de corrupción.

En su moci√≥n cont√≥ con el apoyo de ocho fuerzas pol√≠ticas, entre ellas su Partido Socialista, Podemos y los nacionalistas vascos y catalanes. Su gobierno es ahora mismo el m√°s minoritario en 40 a√Īos de democracia en Espa√Īa.

Tendencias Ahora