Internacional
Cientos de miles de personas se manifiestan en Barcelona contra independencia de Catalu√Īa
Publicado por: Claudia Mi√Īo La informaci√≥n es de: Agence France-Presse
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Cientos de miles de personas llenaron este domingo Barcelona de banderas espa√Īolas, catalanas y europeas en una manifestaci√≥n contra la independencia de Catalu√Īa, en el √ļltimo episodio de la peor crisis pol√≠tica en Espa√Īa en 40 a√Īos.

La manifestaci√≥n, a la que asistieron 350.000 personas seg√ļn la polic√≠a local, y 950.000, seg√ļn los organizadores, concluy√≥ con un discurso del escritor Mario Vargas Llosa en el que asegur√≥ que “la democracia espa√Īola est√° aqu√≠ para quedarse, y ninguna conjura independentista la destruir√°”.

“Nosaltres tamb√© som catalans” (“nosotros tambi√©n somos catalanes”), pod√≠a leerse en una de las pancartas de la manifestaci√≥n, que concluyo con un discurso de Mario Vargas Llosa, el Nobel de Literatura que vivi√≥ unos a√Īos en Barcelona.

Bajo el lema “¬°Basta, recuperemos la sensatez!”, la marcha reuni√≥ a unos catalanes opuestos a la independencia que no suelen significarse, en contraste con las colosales manifestaciones independentistas de los √ļltimos a√Īos.

“Luego dir√©is, que somos cinco o seis”, “no somos fachas”, o “Puigdemont, a prisi√≥n” fueron algunos de los lemas escuchados en la marcha, que saludaba las banderas espa√Īolas colgadas en los balcones y abucheaba las independentistas

“La pasi√≥n puede ser destructiva y feroz cuando la mueven el fanatismo y el racismo. La peor de todas, la que ha causado m√°s estragos en la historia, es la pasi√≥n nacionalista”, asegur√≥ Vargas Llosa, en el escenario instalado frente a la Estaci√≥n de Francia, donde concluy√≥ la marcha.

Tras considerar que ha ganado la consulta prohibida y marcada por violentas cargas de la polic√≠a espa√Īola, el presidente catal√°n, Carles Puigdemont, amenaza con declarar unilateralmente la independencia de la regi√≥n que representa el 16% de la poblaci√≥n y el 19% del PIB de Espa√Īa, y cuyos 7,5 millones de habitantes se encuentran profundamente divididos sobre la secesi√≥n, seg√ļn encuestas.

En el otro lado, el gobierno de Mariano Rajoy se niega a dialogar mientras los independentistas no hayan retirado la amenaza de la secesión.

“No descarto absolutamente nada”, declar√≥ Mariano Rajoy el domingo al diario El Pa√≠s que le preguntaba sobre la aplicaci√≥n del art√≠culo 155 de la Constituci√≥n, que permite la suspensi√≥n de la autonom√≠a.

‘Cansada de estar callada’

Los participantes en la manifestaci√≥n de Barcelona se reivindicaban como “la mayor√≠a silenciosa”.

“Estoy muy cansada de estar callada, cada vez que sacamos las banderas espa√Īolas nos dicen fascistas”, explic√≥ a la AFP Susana Cerezal, de 41 a√Īos, que lleg√≥ desde la localidad catalana de Figueras, cerca de la frontera con Francia.

Pese al auge del secesionismo en los √ļltimos a√Īos, los independentistas no lograron la mayor√≠a de votos en las elecciones regionales de 2015, que plantearon como un plebiscito a favor del proyecto soberanista.

En el referéndum del domingo, más del 90% votaron a favor de la independencia, con una participación de 2,04 millones de personas sobre un censo de 5,3 millones, aproximadamente el 43%.

“Tengo 67 a√Īos y es la primera vez que voy a una manifestaci√≥n, pero es que veo que la situaci√≥n ha llegado a un extremo de discriminaci√≥n y no se nos oye a quienes estamos en contra”, coincidi√≥ Telesforo Garc√≠a P√©rez, un jubilado de 67 a√Īos que vino de Vilafranca del Pened√©s, tambi√©n Catalu√Īa.

La iniciativa, convocada por la asociaci√≥n Societat Civil Catalana, estaba respaldada por el Partido Popular del jefe del gobierno espa√Īol Mariano Rajoy, el Partido Socialista de Catalu√Īa y Ciudadanos, primera fuerza de oposici√≥n en la regi√≥n.

Muchos manifestantes llegaron de otras regiones. De la principal estaci√≥n de trenes de Barcelona, la de Sants, decenas de personas sal√≠an a media ma√Īana con banderas espa√Īolas alrededor de las 9 de la ma√Īana, gritando “¬°Viva Espa√Īa!”, “¬°Viva Catalu√Īa!”, y jaleando a los furgones de la Polic√≠a Nacional apostados enfrente.

La manifestaci√≥n culmina un fin de semana de movilizaciones en las calles en numerosos puntos de Espa√Īa, sin unanimidad en la receta: desde los llamamientos a que el presidente del gobierno Mariano Rajoy d√© un golpe sobre la mesa, a los m√°s conciliadores llamados al di√°logo con el ejecutivo catal√°n de Carles Puigdemont.

¬ŅDeclaraci√≥n de independencia?

El Ejecutivo soberanista ha aguantado hasta ahora la ofensiva judicial de Madrid y las presiones econ√≥micas, con la salida de Catalu√Īa de compa√Ī√≠as muy emblem√°ticas como CaixaBank, Gas Natural o Banco Sabadell.

El Parlamento catal√°n deb√≠a, seg√ļn el calendario independentista, declarar la independencia en los d√≠as siguientes a la proclamaci√≥n de los resultados del refer√©ndum del 1 de octubre, algo que a√ļn no ha sucedido.

Sí se divulgaron el viernes los resultados definitivos de la consulta, que no contó con garantías mínimas: un 90,18% votó por el sí a la independencia, con una participación del 43,03%.

Puigdemont se dirigir√° a la c√°mara regional, donde los secesionistas son mayoritarios, la tarde del martes 10 de octubre, para comentar la “situaci√≥n pol√≠tica”. De momento se ignora si ese ser√° el momento elegido para declarar la independencia.

URL CORTA: http://rbb.cl/i67z
Tendencias Ahora