Internacional
No era lo que parec√≠a: Animalista espa√Īola mat√≥ a m√°s de 2 mil gatos y perros
Publicado por: Verónica Reyes La información es de: Agence France-Presse
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

La presidenta de una asociaci√≥n defensora de animales en el sur de Espa√Īa fue sentenciada a tres a√Īos y nueve meses de c√°rcel, por matar a m√°s de dos mil perros y gatos que agonizaron dolorosamente, anunci√≥ este lunes un tribunal.

El Juzgado de lo Penal N¬ļ 14 de la ciudad de M√°laga conden√≥, adem√°s, a Carmen Mar√≠n Aguilar, de 72 a√Īos, a pagar una multa de 19.800 euros al encontrarla culpable de los delitos de maltrato a animal dom√©stico y falsificaci√≥n de documentos.

Felipe Barco G√°mez, un empleado de 55 a√Īos del refugio Parque Animal en Torremolinos, M√°laga, -donde funcionaba la asociaci√≥n sin fines de lucro que supuestamente cuidaba animales abandonados-, recibi√≥ una pena de un a√Īo de c√°rcel y una multa de 3.600 euros por su cooperaci√≥n en la muerte de las mascotas.

La sentencia, dada a conocer este lunes, se√Īal√≥ que Mar√≠n inyectaba productos eutan√°sicos sin sedar antes a gatos y perros, incluyendo “tanto ejemplares adultos sanos de cualquier raza (…) como camadas de cachorros o hembras pre√Īadas”, mientras Barco G√°mez los sujetaba.

Mar√≠n usaba una dosis de los medicamentos inferior a la recomendada, lo que, aunado a que la inyecci√≥n se aplicaba en m√ļsculos y no por v√≠a intravenosa, “provocaba al animal, generalmente, una muerte lenta y con dolorosa y prolongada agon√≠a,”, seg√ļn la sentencia.

Los fiscales habían acusado a las dos personas de matar a unos 2.183 animales entre enero de 2009 y octubre de 2010, cuando una inspección del refugio sacó a la luz las muertes.

Detalles

Seg√ļn los fiscales, los animales habr√≠an sido sacrificados para ahorrar costos y privilegiar las actividades privadas lucrativas.

El refugio operaba también como peluquería, residencia y clínica privada para animales, aun cuando Marín carecía del título de veterinario.

La pareja desconectaba las c√°maras de seguridad cuando mataba a los animales y colocaba m√ļsica en altavoces para enmascarar los aullidos de las mascotas, detall√≥ la sentencia.

Durante el juicio, tanto Marín como Barco Gámez negaron las acusaciones.

La presidenta de la asociaci√≥n aleg√≥ que ella no pod√≠a haber administrado las inyecciones porque les ten√≠a “fobia”.

URL CORTA: http://rbb.cl/fm0c
Tendencias Ahora