Internacional
Miércoles 03 abril de 2019 | Publicado a las 09:54
Los efectos que tendría el cierre de la frontera entre Estados Unidos y México
Por Diego Vera
La información es de Deutsche Welle
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

¬ŅQu√© puede suceder si Estados Unidos cierra sus cruces fronterizos con M√©xico? En noviembre del pasado a√Īo, vimos un adelanto: cerca de 650 empresas del lado estadounidense del cruce fronterizo entre San Diego y Tijuana perdieron, seg√ļn cifras de la C√°mara de Comercio local, un total de casi cinco millones d√≥lares en un d√≠a.

Poco antes, los oficiales de seguridad estadounidenses habían lanzado gases lacrimógenos contra los centroamericanos que intentaban romper la cerca entre México y Estados Unidos. La frontera permaneció cerrada durante varias horas.

Las pérdidas económicas fueron causadas por el cierre de un solo paso fronterizo, en un solo día. En total, la frontera entre México y Estados Unidos tiene más de 3.100 kilómetros de largo y cuenta con 48 pasos fronterizos, entre la costa del Pacífico y el Golfo de México.

Donald Trump quiere cerrar todos estos cruces. Ha amenazado con esto varias veces. Pero ha dicho que podr√≠a suceder esta semana. La probabilidad es alta, tuite√≥ el presidente de Estados Unidos. Su jefe de gabinete, Mick Mulvaney, ha asegurado a la cadena ABC que tendr√≠a que suceder algo “dram√°tico” para que Trump no cumpla su amenaza.

Desastre económico

En esencia, el presidente de los Estados Unidos est√° preocupado por la migraci√≥n desde Centroam√©rica. “Nuestras instalaciones de recepci√≥n est√°n copadas y no aceptaremos m√°s ilegales, por lo que el siguiente paso es cerrar la frontera”, tuite√≥.

El n√ļmero de arrestos en la frontera entre Estados Unidos y M√©xico ha aumentado en los √ļltimos meses. En enero fueron 58.000 personas. En febrero, la cifra aument√≥ a 76.000
. En marzo, podr√≠a ser a√ļn m√°s alto. Frente a estos n√ļmeros, Mulvaney habl√≥ de una crisis de seguridad. El Secretario de Seguridad Nacional de los Estados Unidos, Kirstjen Nielsen, anunci√≥ que fortalecer√≠a a√ļn m√°s la seguridad en las fronteras. Ya la semana pasada se anunciaron 750 guardias fronterizos adicionales.

Pero, mientras la Casa Blanca practica su escalada verbal, los alcaldes de las ciudades fronterizas est√°n horrorizados. Dee Margo, el alcalde republicano de la ciudad fronteriza de El Paso, por ejemplo, ha dicho al diario brit√°nico The Guardian que tiembla de solo pensar en el cierre: “Ser√≠a extremadamente perjudicial para nuestra econom√≠a”.

Seg√ļn el argumento de Trump, un cierre de la frontera tendr√≠a un efecto positivo en el d√©ficit comercial de EEUU, porque el pa√≠s exporta significativamente menos bienes a M√©xico de los que importa de all√≠.

Trump ya ha acusado repetidamente a países que exportan más bienes a Estados Unidos de los que importan, de ser culpables del déficit comercial estadounidense.

Paltas caras y cintas detenidas

Pero la cuenta no es tan simple. Seg√ļn cifras oficiales del propio Gobierno estadounidense, M√©xico, como tercer socio comercial, es tambi√©n extremadamente importante para Estados Unidos.

El a√Īo pasado, ambos pa√≠ses intercambiaron bienes y servicios por valor de unos 612 mil millones de d√≥lares, seg√ļn anunci√≥ la C√°mara de Comercio de los Estados Unidos el lunes. Esto es: casi 1.700 millones de d√≥lares por d√≠a.

Despu√©s de China, M√©xico es el segundo consumidor m√°s importante de productos estadounidenses. Lo que Trump planea ahora es “absurdo”, asegur√≥ Gary Hufbauer, del Peterson Institute for International Economics, al New York Times: “Cerrar la frontera sur ser√≠a una cat√°strofe”.

Los precios de las frutas y verduras podrían subir repentinamente en Estados Unidos. Más del 80 por ciento de los tomates que se venden en Estados Unidos provienen de México. Lo mismo pasa con las paltas, muy populares en Estados Unidos.

Sin embargo, el golpe más fuerte podría ser para los fabricantes de automóviles, pues muchas piezas se fabrican en México y luego se procesan en EEUU. Y como las cadenas de suministro están estrechamente coordinadas, las línea de producción podrían quedar detenidas tras un cierre de frontera.

Tendencias Ahora