Internacional
As√≠ fue √ļltimo d√≠a de la pol√©mica carrera presidencial de Clinton y Trump en EEUU
Publicado por: Pablo Bustos La información es de: Agence France-Presse
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Hillary Clinton prometi√≥ este lunes ser la presidenta “de todos” y Donald Trump afirm√≥ que su victoria acabar√≠a con la corrupci√≥n en Washington, en la √ļltima p√°gina de una campa√Īa hist√≥rica por la Casa Blanca.

Despu√©s de algo m√°s de un a√Īo de marchas y contramarchas, dramas inesperados y una serie sin precedentes de esc√°ndalos de todo tipo, lleg√≥ el momento para ambos aspirantes de poner todas las cartas sobre la mesa.

Al iniciar este lunes el √ļltimo d√≠a de campa√Īa, Clinton se comprometi√≥ a trabajar por la uni√≥n nacional, en caso de convertirse en la primera mujer presidente de Estados Unidos.

“Tengo mucho trabajo para unificar al pa√≠s. Realmente quiero ser la presidenta de todos, de las personas que votaron por m√≠ y de las personas que han votado contra m√≠”, dijo una sonriente Clinton a la prensa no muy lejos de su casa en Chappaqua, cerca de Nueva York.

De acuerdo con Clinton, los electores deber√°n escoger entre “la divisi√≥n o la unidad, entre un liderazgo firme y fuerte o una bala perdida”.

Pero la elecci√≥n “es apenas el inicio”, dijo en Pittsburgh, retomando el tema de la uni√≥n. “Tenemos que cicatrizar este pa√≠s, unir a las personas, escucharnos y respetarnos”, expres√≥.

Por su parte, en un acto p√ļblico en Sarasota, Florida, Trump dijo que una victoria suya en la elecci√≥n del martes representar√≠a un golpe letal a lo que llam√≥ el “establishment corrupto de Washington”.

“Clinton es protegida por un sistema totalmente tramposo. Y ahora los estadounidenses ma√Īana har√°n justicia en las urnas”, expres√≥, para a√Īadir que quer√≠a que “el establishment corrupto de Washington escuche: si ganamos, vamos a drenar ese pantano”.

“¬°Drenen el pantano, drenen el pantano!”, gritaba la multitud.

“¬ŅQui√©n hubiera cre√≠do esto?”, pregunt√≥ Trump delante de los 4.000 adeptos que se acercaron a verlo en Sarasota, en referencia a su odisea de 18 meses en busca de la Casa Blanca.

“S√≠ que ha sido una campa√Īa”, agreg√≥, insistiendo en una sorpresa en las urnas: “las mujeres se van a revelar a lo grande”.

Trump recorrió el sábado unos 7.240 km a bordo de su Boeing 757, y otros 4.800 el domingo, cuando se burló de los periodistas cansados que viajaban con él.

Cierre con todas las luces

Para el magnate inmobiliario de 70 a√Īos la jornada era un torbellino: un mitin en Carolina del Norte, y luego otras paradas en Pensilvania, New Hampshire, antes de terminar su campa√Īa en Michigan.

En tanto, la exsecretaria de Estado, de 69 a√Īos, tiene previsto un cierre de campa√Īa por todo lo alto, con paradas hasta la medianoche en Pensilvania, Michigan y Carolina del Norte.

En Raleigh tendrá la colaboración de los roqueros Bruce Springsteen y Bon Jovi, aunque jugará su carta más fuerte un poco antes compartiendo escenario con el mandatario Barack Obama y la extraordinariamente popular primera dama Michelle, así como con su marido, el expresidente Bill Clinton, en Filadelfia.

En un acto en Ann Arbor, Michigan, Obama pidi√≥ a los estadounidenses que “hagan por Hillary lo que han hecho por m√≠” y la ayuden a ganar las elecciones del martes.

Este lunes, el promedio de los sondeos atribuye a Clinton una delantera de aproximadamente 2,7 puntos porcentuales, aunque la din√°mica de los √ļltimos 10 d√≠as de campa√Īa fue favorable a Trump.

Un modelo matem√°tico de proyecci√≥n elaborado por la red de televisi√≥n NBC se√Īala que Clinton ya tendr√≠a asegurados por lo menos 274 votos en el colegio electoral, cuatro m√°s de los necesarios para sellar su victoria.

En tanto, el sitio web especializado FiveThirtyEight atribuye a Clinton 67,9% de probabilidades de ganar la elección, contra 32,1% para Trump.

Sin fraudes

En Washington, la jefa de la misi√≥n observadora de la Organizaci√≥n de Estados Americanos, Laura Chinchilla, declar√≥ este lunes a la AFP que no existe “un esfuerzo sistem√°tico” para trampear la elecci√≥n presidencial del martes en Estados Unidos.

Donald Trump ha reiterado ante sus seguidores que existe la posibilidad de fraude para beneficiar a Clinton en las elecciones. Pero seg√ļn Chinchilla las denuncias recibidas “vienen por igual” tanto de dem√≥cratas como de republicanos, y generalmente se refieren a restricciones en el registro e identificaci√≥n de votantes.

Ya millones de estadounidenses emitieron su voto, y las estimaciones indican que la movilizaci√≥n de los electores latinos podr√≠a ser a√ļn m√°s decisiva en esta elecci√≥n de lo que fue en 2012, cuando inclin√≥ la balanza en favor de Obama.

Nunca tantos latinos –27,3 millones, cuatro millones m√°s que en 2012; 12% del electorado nacional– han estado habilitados para votar en Estados Unidos, seg√ļn el Pew Research Center (PRC).

En Florida (sureste), la participaci√≥n en las urnas de los hispanos (565.000) habr√≠a duplicado a la de 2012 en la votaci√≥n anticipada, seg√ļn los an√°lisis de polit√≥logos y de una firma especializada que usa bases de datos sobre votantes, Catalist, citada por CNN.

Tendencias Ahora