Internacional
Lunes 16 marzo de 2020 | Publicado a las 10:56
Pena de muerte a hombre que asesinó a 19 discapacitados en Japón
Por Diego Vera
La información es de Agence France-Presse
visitas

Un tribunal japonés dictó este lunes pena de muerte para un hombre hallado culpable de asesinar a 19 personas con discapacidad mental en 2016, una de las peores matanzas en la historia reciente de Japón.

Satoshi Uematsu, de 30 a√Īos, hab√≠a reconocido ser el autor de esta masacre con arma blanca en una residencia para discapacitados mentales en Sagamihara, un suburbio al oeste de Tokio, donde hab√≠a trabajado antes.

“Se ha quitado la vida a 19 personas. Es extremadamente grave”, declar√≥ el juez Kiyoshi Aonuma. “No cabe la clemencia”, estim√≥.

La fiscalía había solicitado la pena de muerte.

Los abogados de Uematsu afirmaron durante el juicio que su cliente no era culpable porque sufr√≠a “trastornos mentales” en el momento de los hechos debido al consumo de estupefacientes.

“Plane√≥ su acto con anticipaci√≥n y ten√≠a una intenci√≥n extrema de matar”,
dijo el juez el lunes.

Sin remordimientos

Juzgado por seis cargos, incluido el de asesinato, Uematsu hab√≠a afirmado que no ten√≠a la intenci√≥n de apelar el veredicto, seg√ļn la prensa japonesa. Pero tambi√©n estimaba que no merec√≠a la pena de muerte.

La matanza de Sagamihara conmocionó a Japón, donde la tasa de criminalidad es muy baja.

Uematsu horroriz√≥ asimismo a la opini√≥n p√ļblica al afirmar que odia a los discapacitados mentales y al no mostrar remordimientos en las entrevistas concedidas a los medios de comunicaci√≥n locales desde la c√°rcel.

“Ten√≠a que hacerlo por el bien de la sociedad”, declar√≥ sobre la masacre
, de la que incluso se siente orgulloso: “Lo hice lo mejor que pude”, dijo en una entrevista con la agencia Jiji.

El 26 de julio de 2016 por la noche, el joven fue de habitaci√≥n en habitaci√≥n en el centro de Sagamihara para apu√Īalar a los residentes, con un saldo de 19 muertos y 26 heridos, la mitad de ellos graves. Despu√©s acudi√≥ a una comisar√≠a con los cuchillos ensangrentados para confesar el crimen.

“Devu√©lveme a mi hija”

Antes de pasar al acto, Satoshi Uematsu ya había expresado odio por los discapacitados y amenazado con cometer una masacre.

Escribió una carta a la cámara baja del parlamento japonés en la que amenazaba con matar a cientos de personas discapacitadas.
Citaba como objetivos la residencia de Sagamihara y otro centro especializado.

Hab√≠a dejado su trabajo en el centro de Sagamihara meses antes del ataque. Fue ingresado en un hospital por la fuerza tras haber contado a sus compa√Īeros que ten√≠a la intenci√≥n de cometer una matanza all√≠, pero fue dado de alta al cabo de 12 d√≠as porque un m√©dico no lo consider√≥ peligroso.

Durante el juicio, la madre de Miho, una de las v√≠ctimas que ten√≠a 19 a√Īos en ese momento, afirm√≥ que Satoshi Uematsu no merec√≠a vivir.

“Te odio tanto. Me gustar√≠a hacerte pedazos. Incluso la pena m√°s alta es demasiado ligera para ti. Nunca te perdonar√©”,
dijo al acusado durante una vista judicial, seg√ļn la cadena de televisi√≥n p√ļblica NHK.

“Devu√©lveme a mi adorada hija … Todav√≠a est√°s vivo. No es justo”, agreg√≥. “Pido la pena de muerte”.

Tendencias Ahora