Los cuerpos de seguridad de República Dominicana concluyeron este lunes una compleja operación de rescate de un grupo de personas que, desde la tarde del domingo, permanecieron atrapadas a gran altura en el teleférico de Puerto Plata (norte) tras una avería.

El teleférico sufrió una avería este domingo a las 14:00 hora local (misma hora en Chile) y como resultado dos cabinas de pasajeros se quedaron paradas en medio del trayecto, con 32 personas en total, 30 turistas y los dos operadores.

Los 16 ocupantes de la primera cabina fueron rescatados en la noche del domingo con el carrito de emergencias del teleférico, similar a un montacargas, que fue bajando a los pasajeros de seis en seis.

Este método no pudo ser usado para acceder a la segunda cabina, porque quedó colgada a 350 metros de altura en un plano muy inclinado.

Dos rescatistas del Metro de Santo Domingo accedieron a la cabina y descolgaron a los pasajeros uno a uno, usando cuerdas y arneses de escalada, en una operación que dio comienzo a las 3:00 de la madrugada de este lunes.

16 horas atrapados

El ministro administrativo de la Presidencia, José Paliza, que se desplazó a Puerto Plata a coordinar la operación, anunció el final de la operación de rescate a través de Twitter.

“¡Han sido rescatados todos! Esperamos el regreso de los dos rescatistas”, dijo Paliza tras llegar a tierra el operador de la cabina del teleférico, que fue el último en salir del vehículo pasadas las 6:30 de la mañana.

Durante la noche, las autoridades hicieron llegar agua, comida y mantas a las personas que se quedaron atrapadas el domingo por la tarde.

El teleférico sufrió una avería en una polea a las 14:00 del domingo, que provocó que dos cabinas se quedaran paradas en medio del trayecto que cubre el transporte, que une Puerto Plata y la loma Isabel de Torres, desde donde se tiene una vista panorámica de la ciudad bañada por el Atlántico.

En la operación de rescate participaron efectivos de Defensa Civil, los bomberos, las Fuerzas Armadas, la Policía Nacional, el Cuerpo Especializado para la Seguridad del Metro de Santo Domingo y otras instituciones.

Las cabinas tienen capacidad máxima para 20 pasajeros, aunque debido a la pandemia están circulando con menor número de viajeros, según explicó la administración del teleférico.

Esta es la avería más grave que ha afectado a este teleférico de uso turístico desde que fue inaugurado en 1975.