Internacional
Viernes 09 agosto de 2019 | Publicado a las 15:38
Sentencia hist√≥rica en Per√ļ: sancionan a empresa por tr√°fico ilegal de madera en la Amazon√≠a
Por Diego Vera
La información es de Radio France Internationale
visitas

comillas
Ingresa cita aquí
- Ingresa autor aquí
Tras ocho a√Īos de proceso, la Fiscal√≠a en Materia Ambiental en la regi√≥n de Loreto sancion√≥ a una empresa por haber traficado ilegalmente con madera, lo que se tradujo en la deforestaci√≥n de dos mil hect√°reas de bosques naturales en la Amazon√≠a del Per√ļ.

Tras una dura batalla legal en la que se involucr√≥ a la Fiscal√≠a Especializada en Materia Ambiental (FEMA), a la Procuradur√≠a del Ministerio del Ambiente (MINAM), al Poder Judicial, a la prensa y a varias organizaciones de la sociedad civil, se logr√≥ una primera condena ejemplar contra la ‚ÄėEmpresa Cacao del Per√ļ Norte S. A. C.‚Äô(hoy Tamshi S.A.C), con el pago de una reparaci√≥n civil de 5 millones de d√≥lares, aproximadamente.

Para las organizaciones de la sociedad civil, esta sentencia sienta un precedente pues es la primera vez que una empresa que se había dedicado a deforestar la Amazonía de manera sistemática es sancionada de manera ejemplar.

Esta sentencia marca un hito porque muestra que a pesar de tener limitaciones el Estado peruano es capaz de llevar adelante casos complicados, a pesar de los lobbys y la presión de las empresas.

Este caso también es importante porque no se trata solo de una empresa, sino de alrededor de 30 empresas con redes internacionales y vinculadas al inversionista checo norteamericano Dennis Melka, dedicadas a deforestar la Amazonía peruana.

El modus operandi de este “grupo Melka” consist√≠a en crear empresas en Per√ļ a trav√©s de estudios de abogados o de testaferros y, en paralelo, crear empresas en para√≠sos fiscales como Gran Caim√°n, seg√ļn explica Julia Urrunaga.

Se calcula que bajo este accionar han deforestado, en total, unas 15 mil hectáreas de bosques naturales. De acuerdo a EIA, actualmente tienen unas 20 mil hectáreas más y están pidiendo la adjudicación de más territorio a los gobiernos regionales.

Si bien esta sentencia llena de optimismo a las organizaciones que participaron en la investigaci√≥n, a√ļn es temprano para alegrarse pues, como explica Julia Urrunaga, todav√≠a queda mucho trabajo de concientizaci√≥n por hacer.

Todav√≠a hay un sector muy grande de la industria y del Estado tambi√©n que considera que un bosque en el que no hay inversi√≥n privada es un bosque que est√° siendo desperdiciado, cuando en realidad el bosque nos est√° proveyendo de aire, de agua. Este tipo de cosas a√ļn falta de introducir en los planes nacionales y en las cuentas nacionales.

Un primer gran paso en materia ambiental que se espera sirva de precedente y como factor de disuasión para otras empresas dedicadas a la tala ilegal y la deforestación.

Tendencias Ahora