Internacional
Aumenta a 35 muertos el n√ļmero de v√≠ctimas de explosi√≥n pirot√©cnica en M√©xico
Publicado por: Rubén Quast La información es de: Agence France-Presse
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

El n√ļmero de muertos que dej√≥ una explosi√≥n en el mercado de pirotecnia m√°s grande de M√©xico subi√≥ este jueves a 35, mientras los familiares de las v√≠ctimas, a√ļn desconsolados, realizaban los funerales de dos mujeres y una ni√Īa de 12 a√Īos.

“Nos llevar√° d√≠as asimilar esta tragedia y a√Īos sanar las heridas”, dijo en el serm√≥n el sacerdote que ofici√≥ la misa f√ļnebre en Tultepec, un poblado del estado de M√©xico a las afueras de la capital del pa√≠s donde se ubicaba el mercado pirot√©cnico, que pr√°cticamente desapareci√≥ tras la deflagraci√≥n.

La tragedia ocurrió la tarde del martes en el mercado conocido como San Pablito en momentos de gran actividad, con gente comprando cohetes para las fiestas de diciembre.

Lee también: Al menos 31 muertos y 72 heridos por explosión de pirotecnia en México

En total, 26 personas murieron en el lugar de los hechos y otras 9 en los hospitales, indica el √ļltimo reporte del gobierno local. “Los decesos m√°s recientes son de dos mujeres, una menor de edad”, precisaron.

Por otro lado, de los casi 60 heridos que dejó la explosión, varias personas permanecen en estado muy grave, dijo Alejandro Gómez, fiscal del Estado de México.

El mi√©rcoles, un ni√Īo con quemaduras muy graves fue trasladado a un hospital especializado de Galveston, Estados Unidos, y se espera que otros pacientes tambi√©n sean llevados este jueves hacia al mismo lugar.

En tanto, todas las personas que habían sido reportadas como desaparecidas tras la explosión fueron localizadas por sus familiares y las autoridades solo tienen pendiente la identificación de dos de los cadáveres.

En algunos casos fue necesario hacer análisis genéticos dado el grado de calcinación de los cuerpos.

Último adiós

Con mariachis, pobladores de Tultepec ofrec√≠an este jueves una misa de cuerpo presente a tres de los muertos -dos mujeres y una ni√Īa de 12 a√Īos- en una triste ceremonia que contrastaba con la colorida decoraci√≥n navide√Īa del templo Nuestra Se√Īora de Loreto.

Entre enormes pi√Īatas, serpentinas multicolores y canciones rancheras que hac√≠an alusi√≥n a la partida de seres queridos, se escuchaban llantos y gritos de dolor entre los cientos de asistentes.

De los pilares de la iglesia colgaban carteles que ofrec√≠an ayuda psicol√≥gica y limpias esot√©ricas para “curar de espanto”.

“Es una tragedia que nos marcar√° para siempre como pueblo, qui√©n sabe si Dios permita que nos recuperemos alg√ļn d√≠a”, comenta entre llantos Yolanda Ruiz, una enfermera de 48 a√Īos que llevaba un globo blanco y flores del mismo color.

Este es un pueblo pobre que vive de la pirotecnia, ese fue nuestro √ļnico pecado: comer de algo peligroso. Es una injusticia”, dice Alicia Su√°rez, una delgada anciana que vest√≠a huaraches (sandalias) y un desgastado sarape negro.

Aunque decenas de peritos fueron desplegados en la zona del desastre, las autoridades a√ļn no han establecido la causa del siniestro.

“No son peritajes f√°ciles, no son de un d√≠a para otro”, dijo el fiscal G√≥mez, al asegurar que si se concluye que hubo “alg√ļn culpable, se le va a castigar”.

Este mercado ya ha vivido a√Īos atr√°s este tipo de siniestros. El 15 de septiembre de 2005, cuando tambi√©n se comerciaban grandes cantidades de fuegos artificiales por la fiesta de Independencia, un incendio y explosiones consumieron el mercado en su totalidad. Al a√Īo siguiente, otra explosi√≥n destruy√≥ m√°s de 200 puestos.

Ambos incidentes dejaron decenas de lesionados pero sin víctimas mortales.

Tendencias Ahora