Internacional
L√≠der cubano Fidel Castro reaparece en p√ļblico su cumplea√Īos n√ļmero 90
Publicado por: Catalina Díaz La información es de: Agence France-Presse
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

En su cumplea√Īos 90, el expresidente Fidel Castro reapareci√≥ en p√ļblico tras recordar en un art√≠culo a Estados Unidos, su hist√≥rico adversario, mientras era homenajeado este s√°bado por una Cuba inmersa en cambios dif√≠cilmente imaginables durante el medio siglo que √©l la gobern√≥.

Vestido con chaqueta deportiva blanca, Fidel reapareci√≥ en p√ļblico al anochecer, junto a su hermano Ra√ļl y el mandatario venezolano Nicol√°s Maduro, en la gala que le organiz√≥ la compa√Ī√≠a de teatro infantil “La Colmenita”, en el teatro Karl Marx, el mayor de la isla.

Al t√©rmino de la funci√≥n, Fidel, a quien no se le ve√≠a en p√ļblico desde que en abril evoc√≥ su muerte en un discurso p√ļblico (“A todos nos llegar√° nuestro turno”), convers√≥ con algunos de los participantes en el acto, seg√ļn im√°genes trasmitidas en vivo por la televisi√≥n local.

Previamente, Castro hab√≠a escrito el art√≠culo “El cumplea√Īos”, divulgado por la prensa estatal, en el que agradeci√≥ los saludos por su aniversario, repas√≥ su infancia y la revoluci√≥n que lider√≥ hace 57 a√Īos.

Al mismo tiempo volvió sobre sus obsesiones: el riesgo nuclear, la sobrepoblación mundial, la preservación de la paz y Estados Unidos.

El gobierno de su hermano Ra√ļl restableci√≥ lazos diplom√°ticos con Washington en 2015 y lleva a cabo una cautelosa apertura econ√≥mica.

El nonagenario l√≠der est√° apartado del poder desde hace diez a√Īos, debido a una enfermedad que lo oblig√≥ a delegar sus funciones en Ra√ļl, cinco a√Īos menor.

Fidel, que seg√ļn la inteligencia cubana enfrent√≥ 634 complots de asesinato, afirm√≥ en el texto que “casi re√≠a con los planes maquiav√©licos de los presidentes de Estados Unidos” y critic√≥ la falta de “altura” del discurso de Barack Obama en el viaje a Jap√≥n en mayo.

“Le faltaron palabras para excusarse por la matanza de cientos de miles de personas en Hiroshima, a pesar de que conoc√≠a los efectos de la bomba” nuclear, se√Īal√≥. Obama estuvo en esa ciudad dos meses despu√©s de visitar La Habana.

Entretanto, conciertos y exposiciones fotogr√°ficas, literarias y pict√≥ricas, adem√°s de un sinn√ļmero de carteles con su imagen, celebraban en Cuba las nueve d√©cadas de uno de los hombres m√°s influyentes y controvertidos del mundo en el √ļltimo siglo.

Miriam Quintana, una jubilada de 73 a√Īos, recibi√≥ como un regalo el texto de Fidel. “Estoy muy contenta (…) despu√©s de todo lo que √©l pas√≥ con su enfermedad, que tenga la capacidad de reflexi√≥n, de pensar y de hablar”.

Gobernantes como el ruso Vladimir Putin, el chino Xi Jinping o el boliviano Evo Morales destacaron en la fecha su legado.

Former Cuban President Fidel Castro (C), sitting next to Venezuelan President Nicolas Maduro (3rd R), attends the celebration of his 90th birthday at the Karl Marx theatre in Havana on August 13, 2016. / AFP PHOTO / AIN / Oriol de la Cruz
AFP  / AIN / Oriol de la Cruz

No todos celebran

Fidel Castro instaur√≥ un r√©gimen socialista de partido √ļnico criticado por violaciones de derechos humanos, que dio salud y educaci√≥n gratis a millones de isle√Īos.

En los √ļltimos a√Īos la vejez y las secuelas que le dej√≥ una severa crisis intestinal lo han diezmado.

Pero no todos lo veneran en su vejez.

“No s√© si se le podr√° desear un buen cumplea√Īos”, se√Īala a la AFP la disidente Marta Beatriz Roque, de 71 a√Īos, que fue encarcelada bajo el gobierno del exmandatario y quien ahora est√° libertad condicional.

Para Roque, Fidel es el “caos, la falta de soluci√≥n” a los problemas econ√≥micos y el “control de la vida de todas las personas en el pa√≠s”.

Influencia indirecta

Aun cuando ya no est√° al frente de la isla de 11,3 millones de habitantes, Fidel ejerce “una influencia indirecta a trav√©s de algunas figuras del r√©gimen, que est√°n inc√≥modas con las reformas que ha hecho Ra√ļl”, dijo a la AFP Kevin Casas-Zamora, consultor internacional y doctor en Ciencias Pol√≠ticas de la Universidad de Oxford.

Su sola presencia f√≠sica -agrega- act√ļa como “un dique de las reformas econ√≥micas y pol√≠ticas m√°s agresivas”.

Fidel ya no manda como antes, pero Cuba tampoco es el país que moldeó desde el triunfo de la revolución en 1959.

Sin renegar del socialismo, su hermano Ra√ļl est√° flexibilizando el sistema de corte sovi√©tico dando mayor apertura al trabajo privado y a la inversi√≥n extranjera, y termin√≥ con las restricciones de viajes y de compraventa de casas y veh√≠culos.

Pero, sobre todo, reanud√≥ el di√°logo con Estados Unidos, pese a lo cual contin√ļa vigente el embargo econ√≥mico impuesto en 1962. Fidel Castro nunca se opuso al acercamiento, pero tampoco ha cedido en sus cr√≠ticas.

“Para la mayor√≠a de latinoamericanos, Fidel Castro representa la heroica resistencia a la hegemon√≠a y control de Estados Unidos”, comenta Peter Hakim, analista del centro de pensamiento Di√°logo Interamericano.

Sin embargo, agrega, “no creo que se mantenga como un h√©roe por mucho tiempo m√°s (…) y sospecho que ser√° visto como un hombre que fue capaz de imponer su voluntad a los cubanos”, opina.

URL CORTA: http://rbb.cl/enn9
Tendencias Ahora