El técnico del Manchester City, Josep Guardiola, pidió prudencia al presidente de su exequipo FC Barcelona, Josep María Bartomeu, que había celebrado la reciente sanción de la UEFA al equipo inglés por contravenir las normas del ‘fair play’ financiero.

El pasado viernes, la UEFA anunció que el Manchester City no podrá disputar las competiciones europeas las dos próximas temporadas, aunque el campeón de la Premier League ha anunciado que recurrirá esa medida.

Bartomeu señaló que “nosotros agradecemos a la UEFA que en estos últimos años haya estado tan segura de hacer el seguimiento del Fair Play Financiero. En el Barça lo hemos ido siguiendo y tenemos regularmente investigaciones o hacemos reuniones en la UEFA para explicar cómo lo estamos haciendo”.

“Si están contentos con que estemos suspendidos, le diría al presidente del Barcelona que nos conceda el derecho a recurrir”, afirmó el técnico catalán sobre el máximo dirigente del equipo en el que se dio a conocer como jugador y como entrenador.

“Creemos que tenemos razón y vamos a apelar. A ver qué ocurre. Pero que en el Barcelona no hablen demasiado alto. Es mi consejo, que no se hable demasiado alto porque cualquiera puede verse en esta situación. Vamos a recurrir y espero que en el futuro podamos jugar en la Liga de Campeones contra el Barcelona”, señaló.

Guardiola aseguró “al 100%” que continuará como entrenador del Manchester City aunque no pueda disputar la próxima Champions.

El miércoles de la próxima semana, los ‘Citizens’ visitarán al Real Madrid en la ida de octavos de final de la Liga de Campeones.