El Barcelona venció al Eibar por un marcador de 5-0 por la fecha número 25 de La Liga española en lo que fue la previa de El Clásico, que se jugará la próxima jornada.

Mientras en el Eibar Fabián Orellana entró de titular y jugó todo el partido, Arturo Vidal hizo lo propio en Barcelona, donde jugó un correcto partido como extremo izquierdo.

De hecho, en el segundo gol de su equipo el chileno participó activamente con una asistencia para Lionel Messi que convirtió momentáneamente su segundo personal.

A los 37 minutos Vidal le dio continuidad a una jugada elaborada que venía desde la izquierda, le entregó el balón a Messi que se deshizo de tres marcadores para definir cruzado.

Por su parte, Vidal cumplió un buen cometido como extremo izquierdo mostrándose como opción haciendo diagonales hacia el centro y desplegándose a la banda cuando la jugada lo necesitó.

Finalmente el partido terminó 5-0 a favor de los locales con 4 goles de Messi y otro de Arthur Melo.