La producción industrial de Estados Unidos aumentó por cuarto mes seguido en agosto.

Ello, tras el desplome causado por la pandemia de covid-19, aunque sin colmar las expectativas, de acuerdo con cifras divulgadas este martes por la Reserva Federal (Fed).

La producción industrial registró un crecimiento de 0,4% el mes pasado, cuando los analistas esperaban un alza de 1%.

El guarismo también es bastante menor al 3,5% de julio, al 6,1 de junio y al 1% de mayo, según los datos revisados de la Fed.

En abril, la producción industrial registró una caída histórica de 11,2% en abril en Estados Unidos.

Durante el mes previo (marzo) el confinamiento afectó a muchas empresas, con áreas como el sector automotor con reducciones de dos dígitos.

“Fue la mayor caída mensual en 101 años de historia de este indicador”, dijo la Fed en esa oportunidad, que explicó que muchas empresas cerraron o produjeron a un ritmo menor.