Continúan los problemas para el peleador de artes marciales mixtas Conor McGregor, quien deberá declarar ante el Tribunal de Distrito de DublínUFC.

Hace algunos días un amigo de la víctima se refirió a esta agresión, señalando que “no sintió dolor en ese momento, pero al día siguiente estaba hecho pedazos”.

Ahora, el propio agredido ha decidido entregar su versión de los hechos, señalando que el golpe recibido en su cabeza “me dolió durante una semana”.

En conversación con el portal Irish Sun, el hombre declaró que “no me gusta (Conor McGregor). Creo que está teniendo una mala reputación”. “Es un poco matón, un matón con dinero”.

Por el momento el peleador tendrá que presentarse ante el juez en octubre para recibir una sentencia por su agresión.