Brian Brobbey, delantero neerlandés del Ajax, es considerado uno de los futbolistas con mayor proyección en el balompié europeo pero, este fin de semana, protagonizó una jugada que no refleja para nada su talento.

El ariete, flamante refuerzo del RB Leipzig a sus 19 años, pateó el que perfectamente puede ser el penal peor ejecutado de la historia.

De acuerdo a Olé, en el duelo ante el Almere City, Brobbey ejecutó la pena máxima de tan mala manera que su tiro salió fuera del estadio. Literalmente.

Sí, es cierto que el recinto no era muy grande, pero aún así hay que patear muy mal la pelota como para que saliera por sobre la tribuna que estaba detrás del arco.

Para peor suerte del joven delantero, quien se alterna entre el equipo B y el de primera del Ajax, su equipo perdió 1-0.

Y para cerrar su viral jugada, el Almere City utilizó sus redes sociales para burlarse de Brobbey con un video donde se ve la pelota que pateó en el penal llegando al estadio del Ajax y pidiéndoles que se la devuelvan.