Blogs
Crítica de teatro: "Lobo", lo feroz anda suelto... en la sociedad
Publicado por: Leopoldo Pulgar
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Mario (Luis Dubó) es uno de esos deleznables uniformados que hicieron el trabajo sucio de represión política, planificado por los civiles y militares que se tomaron el poder en 1973.

Ahora, ya mayor, tiene pesadillas y quiere olvidar su pasado criminal como asesino y torturador. Y no puede, ya que tiene una fuerte presi√≥n en la joven mujer de la cual se ha enamorado (Valentina Acu√Īa).

Ella sólo busca que el hombre supere su cobardía y asuma su pasado y, de paso, sane la relación de pareja que se ha convertido en un campo de batalla, donde reina la violencia verbal, la miseria y el desprecio.

Los DD.HH. y la herida que todavía supura en Chile por falta de justicia constituye el esqueleto de Lobo, de Patricio Yovane, también director del montaje, junto a Andrea García-Huidobro.

Lobo
Lobo

Fuerza y sensualidad

A un formato de teatro realista-naturalista responde este montaje, con las repercusiones de los crímenes de lesa humanidad en la sociedad y en los victimarios.

Lobo instala al ex torturador en un cuarto oscuro y muestra la soledad que lo aplasta, lo que se advierte desde que ingresa a la semipenumbra del montaje, un acertado dise√Īo integral de Mary Ann Smith.

Es casi madrugada‚Ķ El hombre llega a la habitaci√≥n, mira desconfiado, apaga una luz y, meticulosamente, se saca y dobla la ropa, deja el reloj en el velador, se pone el pijama, va al ba√Īo, apaga la luz y se acuesta a dormir.

Un peso rutinario que el ex torturador resiente en sus huesos, seg√ļn el rol del destacado actor Luis Dub√≥ que sabe moverse en la cuerda realista.

Esta vez, construye un personaje de psicolog√≠a b√°sica desde la corporalidad, con gestos y miradas elocuentes que acusan temores, desesperaci√≥n y cari√Īo por la pareja.

De ah√≠ en adelante, el texto es superado por la presencia de la joven que interpreta Valentina Acu√Īa, como si de improviso al escenario llegara un cicl√≥n de fuerza, emociones y conflictos.

En este quiebre asoma el punto de vista de la obra sobre los DD.HH., el √°ngulo distinto para alumbrar nuevas aristas y rincones de temas que a menudo son abordados.

Lobo
Lobo

Sin abandonar el tono realista, la joven parece ser una obsesión o una construcción mental en la vida del exmilico, si la habitación fuera una celda (en momentos, eso parece ser).

Y si el agente represivo fuera un expreso que ahora est√° en su covacha, la mujer adquiere peso real, aunque tambi√©n se proyecta como una alegor√≠a fantasmal que agobia al hombre con furor y que no puede sac√°rselo de la cabeza…

La gran presencia escénica de la actriz le da otra dimensión a la propuesta: suma fuerza expresiva y matices como personaje real o fruto de la imaginación, sensualidad, conciencia, sed de justicia, un perfil que parece no nacer del texto, sino de una brillante actuación.

Una propuesta con tema vigente -las conductas en escena son parte de la sociedad actual-, tensión dramática y actuaciones que llegan al corazón y a la mente.

Instituto Arcos. Victoria Subercaseaux 99. Fono +569 5128 0763. Martes, miércoles, jueves, viernes, sábado y domingo, 20:30 horas. Hasta el 28 de enero.

URL CORTA: http://rbb.cl/j5o6
Tendencias Ahora