Artes y Cultura
Mentirita Blanca: otra comedia de Rodrigo Salinas
Publicado por: Ezio Mosciatti
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

La ‚Äúopera prima‚ÄĚ de Tom√°s Alzamora tiene las virtudes ‚Äďy los defectos- de la mayor√≠a de las comedias chilenas, en particular aquellas que recurren a ‚Äúcomediantes‚ÄĚ conocidos.

Basada en una ‚Äúhistoria real‚ÄĚ relata la historia de un peri√≥dico de pueblo que est√° a punto de quebrar. Entonces, el periodista (Salinas) y el fot√≥grafo (Ernesto Mel√©ndez) ‚Äďaunque hacen de todo junto al prensista- deciden inventar noticias, ‚Äúmentiritas blancas‚ÄĚ para poder aumentar las ventas de ejemplares y de publicidad y salvar as√≠ el peri√≥dico.

Los problemas surgen cuando se dan cuenta que el due√Īo del medio ha estado inventando mentiras para enga√Īar a la gente y hacer un gran negocio.

Quiz√°s el mayor aporte de Mentirita Blanca es ese di√°logo entre la historia relatada y ‚Äúla realidad‚ÄĚ, dada por una serie de testimonios que se van entregando de manera paralela al desarrollo de la pel√≠cula, junto a la incorporaci√≥n de personas de San Carlos, donde se graba la cinta y ciudad de origen del director.

Mentirita Blanca ofrece poco m√°s
. Rodrigo Salinas hegemoniza la historia con su forma tan particular de actuar. El humor es b√°sico, local, y algunas veces pasa ciertos l√≠mites ‚Äďal menos a m√≠ juicio-, al mofarse de personas con discapacidades, campesinos o pobres. De los m√°s d√©biles.

El rol de Catalina Saavedra se ve trabado por un personaje con un humor err√°tico y a ratos chocante. Daniel Antivilo es desaprovechado. Los personajes son planos, el ‚Äúmalo‚ÄĚ tiene aspecto de malo y act√ļa como tal, y as√≠ cada uno de los personajes, siendo lo m√°s interesante los ‚Äúactores‚ÄĚ locales, la gente del lugar que particip√≥.

Es muy posible que Mentirita Blanca tenga una buena cantidad de espectadores, como otras comedias, pero como éstas probablemente pasará rápidamente al olvido como la mayoría de las producciones nacionales del género.

Tendencias Ahora