Sociedad
Happy divorce selfie: la moda de Instagram que genera debate en torno a los recién separados
Publicado por: José Luis Vargas
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Las selfies se han tomado la vida de las personas, y el que no se tome una de estas im√°genes muchas veces para el resto de la sociedad es catalogado como una persona ‚Äúfome” que no est√° a la moda.

Si es que desayunar, viajar, pasear, tomar el sol en la playa, salir por un rico trago, terminar una carrera universitaria y casarse son todas instancias para dejarlo registrado en una selfie. Algo que a muchos molesta, pero que ya se ha convertido en todo un fenómeno social que al parecer se masifica a diario.

Razón por la que de forma constante están saliendo nuevas propuestas de fotografías que llegan a captar el interés de los adictos a este tipo de imágenes, y que en un abrir y cerrar de ojos se viralizan por la web.

Escenario en que un nuevo tipo de retrato ha llegado para quedarse, se trata de la happy divorce selfie, la cual hace tan solo una semana se ha comenzado a viralizar por la red y partió por una pareja de australianos que, tras pasar por el juzgado y firmar su divorcio, decidieron hacerse una foto y subirla a las redes sociales mostrando que tal separación no les afectaba en lo absoluto.

Tal imagen que representa un nuevo modelo de fotograf√≠a, va acompa√Īada con la siguiente explicaci√≥n : ‚Äúaqu√≠ estamos Chris Neuman y yo. Ayer nos divorciamos, pero estamos sonrientes. ¬ŅSonre√≠mos porque la pareja que elegimos para toda la vida ha pasado a ser la pareja que ya no necesitamos para siempre? No, por supuesto, sonre√≠mos porque hemos hecho algo extraordinario. Hemos acabado nuestro matrimonio de forma respetuosa, racional y honorable. De una manera que nos permitir√° seguir siendo compa√Īeros y padres de nuestros hijos, la raz√≥n perfecta para que ellos jam√°s tengan la necesidad de elegir a uno o a otro.

#divorceselfie we still make a great team. Glad to be friends.

Una foto publicada por rach100981 (@rach100981) el

Asimismo, a√Īaden en el comentario que sus hijos nunca tendr√°n que elegir hacia que parte del auditorio tendr√°n que correr despu√©s de su concierto de Navidad o su obra de teatro de primavera, porque nosotros nos sentaremos juntos. No tendr√°n problemas con su boda porque nosotros iremos y estaremos en el mismo lado, su lado.

En un solo un par de horas la foto se viraliz√≥ por todo el globo, haciendo que cientos de parejas en situaciones parecidas copiaran la idea, para lo cual era necesario cumplir con tres requisitos b√°sicos: sonre√≠r frente a la c√°mara; mostrar el documento que acredite que est√°n divorciados legalmente y lo m√°s importante, elegir una frase destacable que entregue una especie de ense√Īanza (en torno al divorcio) para quienes miren la imagen.

Lo m√°s probable que esta √ļltima sea lo que impide que un gran n√ļmero de personas se atrevan por este tipo de selfie, ello ya que no todo el mundo es tan ingenioso para dar con la lecci√≥n adecuada, o porque no siempre se tiene al lado un manual para copiar y pegar ciertas frases caracter√≠sticas.

Otra pareja indica en su fotograf√≠a que ‚Äúestamos oficialmente separados. Ha sido la m√°s amistosa, respetuosa y amorosa separaci√≥n imaginable. Sonre√≠mos, no porque se haya acabado, sino porque sucedi√≥‚ÄĚ. Son palabras de algunas de las parejas divorciadas que se han atrevido a patentar su momento.

Pero como todo en torno a este tipo de fotograf√≠a es alegr√≠a y buena onda, la pregunta m√°s normal que todos se hacen es ¬Ņsi se llevan tan bien como dicen, por qu√© se separan? Aunque tambi√©n se puede pensar que, en el fondo est√°n sonriendo a la c√°mara cuando lo que realmente les gustar√≠a hacer es llorar, correr en direcci√≥n contraria o desahogarse por lo sucedido.

Frente a este tipo de dudas, la psic√≥loga Marisol Delgado, especialista en psicoterapia por la European Federation of Psychologists Associations sostiene en una entrevista a la revista femenina S Moda que: ‚Äúno dudo que no haya divorcios amigables, pero toda separaci√≥n o p√©rdida implica siempre algo de dolor, y ello es porque se pierde a una persona querida con la cual compartimos momentos importantes‚ÄĚ.

Asimismo, la experta a√Īade que ‚Äúes muy dif√≠cil que ambos miembros de la pareja dejen de querer al otro al mismo tiempo, siempre habr√° alguien que lo pase mal porque pensar√° que fracas√≥. Adem√°s, el divorcio es una se√Īal que se pierde no solo a la pareja, sino que el lugar donde se ha vivido por a√Īos, las amistades que han tenido en conjunto, en algunas ocasiones la custodia de los hijos, entre otras cosas; por eso me cuesta demasiado creer que toda esa felicidad es algo real”.

Del mismo modo, la especialista enfatiza ‚Äúlo que ocurre en estas parejas es que est√°n utilizando la estrategia de la huida-evitaci√≥n, que consiste en auto enga√Īarse y creer que no pasa nada cuando en realidad se vive un duelo‚ÄĚ.

Ver la botella medio llena es siempre algo a desear, pero la exaltación de la falsa felicidad que a diario se promueve por las redes sociales y que hace que la mayoría de la población viva una vida inventada, mientras la otra media se siente deprimida porque no experimenta la felicidad que todos los demás exhiben en el mundo digital; es algo ya casi normal, pues hay que dejar claro que el mundo digital es prácticamente una mentira inventada por una sociedad que desea mostrarse feliz cuando en el fondo no es así.

Si bien la experta afirma que todos los mecanismos actuales para pasar las penas o las rupturas son v√°lidos, hay que preguntarse. ¬ŅSer√°n tendencia dentro de poco los happy selfies sobre despidos laborales, malas noticias m√©dicas, desastres capilares o granos que salen en el peor momento posible de nuestras vidas?.

Preguntas para analizar antes de sucumbir ante esta moda pasajera en torno a las selfies que hoy est√° dando que hablar.

"Can we take a divorce selfie?" "Duh. In front of the eagle?"

Una foto publicada por Emuhly Rowz (@emilyrose920) el

Tendencias Ahora