Notas
¬ŅTrabajar 4 d√≠as y descansar 3? Las razones para un cambio en el sistema de empleo
Publicado por: Marcial Parraguez
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

Hace cuatro a√Īos el Estado de Virgina en EE.UU. propuso al Gobierno, a modo de ahorro de dinero, que los empleados comenzaran a trabajar durante cuatro d√≠as a la semana y descansaran tres, pero a cambio se aumentaban las jornadas de trabajo de ocho horas a diez. Hoy especialistas explican que √©sto no s√≥lo volver√≠a a los trabajadores m√°s felices, sino que tambi√©n m√°s productivos.

¬ŅCrees que esto podr√≠a ser una mala idea? En 1950 el l√≠der de la uni√≥n de sindicatos de Estados Unidos, Walter Reuther, introdujo √©ste concepto a algunas industrias, pero fue eliminado por el actual sistema de trabajo, seg√ļn indica el medio estadounidense Salon.

Sin embargo en el actual modelo a√ļn existen algunas empresas que siguen aplicando el sistema de trabajar 4 d√≠as a la semana. Un ejemplo es la compa√Ī√≠a de educaci√≥n Treehouse, cuyo director ejecutivo, Ryan Carlson no piensa volver al antiguo formato y afirma que gracias a √©sto aument√≥ la producci√≥n y la moral de los empleados. De hecho el trabajo de esta empresa ha motivado a otras como Slingshot, dedicada a las estrategias de mercado, a poner en marcha los cuatro d√≠as a la semana.

Otro ejemplo de esto es el co-fundador de Google, Larry Page, quien invita a una flexibilidad horaria y explica que esa mentalidad de “trabajar fren√©ticamente” simplemente no tiene sustento.

De hecho las encuestas muestran que el 70% de los millonarios piensan que trabajar cuatro d√≠as a la semana es “una idea valida”, y hace poco el mexicano billonario Carlos Slim llam√≥ a tener semanas con tres d√≠as de trabajo.

Trabajadores m√°s productivos

TheeErin (CC)

TheeErin (CC)

Si crees que la productividad disminuirá, estás lejos de lo correcto. El sitio America Online dio a conocer una encuesta en la que los trabajadores perdían dos horas por cada ocho de trabajo (haciendo llamadas o navegando en la web). Pero si se les da la opción de perder un día de trabajo, los comportamientos laborales cambiarían para priorizar los cuatros días.

De acuerdo a los resultados de diferentes experimentos relacionados con el acortamiento de la jornada laboral semanal, la productividad aument√≥. Por ejemplo, el Estado de Utah cambi√≥ el horario de cinco a cuatro d√≠as, logrando que el rendimiento aumentara y tambi√©n la satisfacci√≥n de los usuarios del sistema p√ļblico.

Otro caso en el que se cambi√≥ el modelo laboral teniendo un resultado favorable fue en Basecamp, una compa√Ī√≠a que se dedica a gestionar proyectos de diferentes empresas. Su fundador y director ejecutivo Jason Fried, explic√≥ al New York Times que sus empleados hacen un mejor trabajo en cuatro d√≠as.

M√°s felicidad en el ambiente laboral

Tener tres días de descanso fomenta la felicidad y la moral de los empleados, ya que les ayuda a pasar más tiempo con sus familias, realizando actividades de interés propio y además pueden involucrarse en eventos de sus comunidades.

Todo esto aumenta y se mantiene al tener a los trabajadores en un ambiente sano y comprometidos con la compa√Ī√≠a.

Adem√°s los lunes ya no son los mismos, para quienes ya est√°n bajo la pol√≠tica de cuatro d√≠as a la semana. Volver a comenzar la rutina laboral es mucho m√°s f√°cil debido al equilibrio que existe entre el descanso y la compa√Ī√≠a, explica Carlson.

Disminución de los problemas de salud

latvian (CC)

latvian (CC)

John Ashton, m√©dico en el Reino Unido, llam√≥ a los empleadores a cambiar su sistema de trabajo para reducir el estr√©s. El especialista llama al actual modelo “una mala distribuci√≥n del trabajo”, que da√Īa la salud de las personas y genera problemas a la presi√≥n y adicci√≥n, los que podr√≠an disminuir al tener una jornada de menos d√≠as.

De hecho los problemas para dormir o el dolor a las rodillas, incluso las enfermedades como la obesidad, que están relacionados con la poca actividad física irían a la baja al poder contar con más tiempo para disfrutar la ciudad al aire libre.

Tendencias Ahora