Notas
Crece la presión mundial sobre zona euro para que resuelva problema de deuda
Publicado por: Agencia AFP
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

La presi√≥n sobre la zona euro para que acelere la resoluci√≥n de su problema de deuda p√ļblica creci√≥ este s√°bado entre los pa√≠ses miembros del Fondo Monetario Internacional (FMI), alarmados ante la perspectiva de un contagio.

Los responsables europeos en Washington, donde el Fondo cerró su asamblea bianual, se esforzaron por descartar la posibilidad de una suspensión de pagos de Grecia, rumoreada con insistencia en los mercados, y pidieron paciencia a sus socios del G20 (países ricos y emergentes).

“Los problemas soberanos y bancarios en Europa son actualmente el riesgo m√°s serio que enfrenta la econom√≠a mundial”, dijo el secretario del Tesoro estadounidense, Timothy Geithner, ante el Comit√© Financiero y Monetario del FMI.

Aunque los compromisos asumidos por las naciones miembro de la Eurozona en los pasados 18 meses han sido “impresionantes”, se debe hacer m√°s, afirm√≥.

“La crisis de la deuda soberana en la zona euro debe ser resuelta prontamente para estabilizar la confianza de los mercados”, afirm√≥ por su parte el presidente del banco central chino, Zhu Xiaochuan.

Los rumores de una próxima nueva intervención del Banco Central Europeo (BCE) para dar liquidez a los bancos de la zona ayudaron el viernes a cerrar los mercados con ligeras alzas, tras una semana aciaga.

El precio del petróleo y de algunas materias primas empieza a bajar de forma acentuada, lo que también suscita inquietud de algunos países emergentes exportadores.

“Los pa√≠ses avanzados ya no pueden manejar por s√≠ solos los riesgos a la estabilidad (econ√≥mica) mundial”, dijo el ministro de Hacienda brasile√Īo, Guido Mantega.

“Es responsabilidad de los funcionarios europeos asegurarse de que sus acciones frenen el contagio m√°s all√° de la periferia del euro”, exigi√≥.

Los miembros de la zona monetaria europea acordaron el 21 de julio pasado una nueva ayuda para Grecia y una ampliaci√≥n de su Fondo de Estabilizaci√≥n (FESF), que a√ļn debe ser aprobado por la mayor√≠a de los parlamentos respectivos.

“Confiamos en que todos los Estados miembros de la zona euro ratificar√°n el acuerdo” a mediados de octubre, declar√≥ el comisario europeo de Asuntos Monetarios, Olli Rehn.

La idea de pa√≠ses emergentes de prestar ayuda a la zona euro, a trav√©s del FESF, fue descartada por la ministra espa√Īola de Econom√≠a, Elena Salgado.

Alemania de su lado, apoyaría que se acelerara la puesta en marcha de un fondo permanente de estabilización, que sustituiría al actual FESF, antes de la fecha prevista en 2013, dijo su ministro de Finanzas, Wolfgang Schaeuble.

Pero el sector privado tiene que contribuir decisivamente, advirtió.

“Sin una contribuci√≥n sustancial de las instituciones financieras, la legitimidad de nuestros sistemas capitalistas occidentales sufrir√°”, dijo.

Los 187 pa√≠ses miembros del Fondo se comprometieron por su parte a “actuar colectivamente para restaurar la confianza y la estabilidad financiera”.

Pero en sus declaraciones los principales líderes exhibieron sus diferencias.

Los países latinoamericanos, liderados por Brasil y Argentina, saludaron el plan estadounidense de lucha contra el desempleo.

Ese plan de 447.000 millones de dólares de coste presentado por el presidente Barack Obama, tiene sin embargo pocas posibilidades de ser aprobado en el Congreso.

Alemania en cambio, critic√≥ el viernes el plan de Obama y recalc√≥ que los d√©ficits p√ļblicos como el estadounidense son tambi√©n causa de problemas en el mundo.

Argentina critic√≥ que se pretenda aplicar la misma receta a pa√≠ses emergentes, que est√°n “sacando a la econom√≠a mundial de la recesi√≥n” que a los pa√≠ses “altamente endeudados (y) escaso crecimiento”, seg√ļn su intervenci√≥n ante el comit√© monetario del Fondo.

Mantega cargó también contra la política de tasas de interés casi cero en casi todos los socios avanzados del G20 (Estados Unidos, la zona euro o Japón).

Ese tipo de pol√≠ticas “han hecho muy poco para apoyar su recuperaci√≥n econ√≥mica pero han causado considerables quebraderos de cabeza a los mercados emergentes”, dijo.

El Fondo en tanto, comienza a preocuparse por la disponibilidad de recursos para enfrentar una eventual profundización de la crisis.

Su directora, Christine Lagarde, sostuvo que si bien el organismo tiene recursos adecuados en estos momentos, en caso de una crisis mundial como en 2008, podrían ser insuficientes, y alentó a implementar con rapidez el aumento de las cuota partes de los Estados miembros (el dinero que cada uno aporta de forma permanente) aprobado en 2010.

“Me sent√≠ alentada por el sentido de absoluta urgencia entre los estados miembros” ante la crisis, dijo Lagarde.

Tendencias Ahora