Notas
La matanza no apaga el amor de los noruegos por las armas
Publicado por: Agencia AFP
¬ŅEncontraste alg√ļn error? Av√≠sanos visitas

La matanza que ha conmocionado a Noruega no impedirá que 4.000 tiradores participen la semana próxima en una competición pocos días después de la tragedia, en un país que tiene una relación muy especial con las armas.

El hecho de que Noruega cuente con un arma por cada cinco habitantes se debe a la enorme popularidad de la caza. Y esto explica que no se hayan oído voces que pidan una legislación al respecto después de que un hombre solo armado mató a 68 personas en una isla el viernes pasado.

El impacto de esta tragedia en el amor de la población por las armas ha conducido a la anulación de la cobertura televisada de la competición de la Asociación Nacional de Armas de Fuego (NDFS) que se celebrará en Bodö, justo al norte del círculo polar.

Rune Haug, un periodista deportivo de NRK, explic√≥ a la AFP que el canal ten√≠a previstas en principio 15 horas de directo sobre la competici√≥n. Pero ha privilegiado “la tragedia” y se limitar√° a proponer extractos en sus noticieros.

La NDFS precisa en su p√°gina de internet que fue creada por el Parlamento en 1893 para “promover el aprendizaje del tiro y preparar as√≠ a la poblaci√≥n para la defensa nacional”.

Financiada en parte por por el ministerio de Defensa, la NDFS cuenta con 900 clubes de tiro y 160.000 tiradores regulares.

El vicepresidente de la NDFS, Jarle Tvinnereim, declar√≥ que este “gran acontecimiento familiar” que re√ļne a unos 4.000 tiradores de 11 a 90 a√Īos se celebrar√° “insistiendo en el trabajo de duelo”.

“Hemos hablado con el ministro de Defensa antes de tomar la decisi√≥n de seguir. El viernes tendr√° lugar una ceremonia de homenaje a las v√≠ctimas de los ataques”, precis√≥.

Espem Sarstad, portavoz de la Asociaci√≥n Noruega de Caza y Pesca (NJFF), declar√≥ a la AFP que su asociaci√≥n era la primera afectada por este “triste episodio”. Pero no cree que esta tragedia vaya a frenar el futuro de la caza.

“Noruega tiene una tradici√≥n de caza muy fuerte, de m√°s de 10.000 a√Īos”, dijo. “La caza condujo al Hombre hasta Noruega despu√©s de la glaciaci√≥n”, a√Īadi√≥.

“S√≠ pienso que podr√≠a restringirse la compra y tenencia de armas de fuego y el tipo de armas que podemos utilizar. No estamos inquietos, probablemente sea una discusi√≥n sana despu√©s de lo sucedido”, reflexion√≥, y agreg√≥ que la restricci√≥n probablemente afecte a las armas semiautom√°ticas empleadas por los cazadores.

Sarstad no sabe si Anders Behring Breivik era miembro de la NJFF, pero “es posible ya que compr√≥ un arma. Para comprar un arma hace falta tener una buena raz√≥n y ser cazador lo es”.

Vildar Nilsen, experto en armas en la NJFF que integra una comit√© de revisi√≥n de la legislaci√≥n de las armas, estima que hay “al menos un mill√≥n de armas de caza y de competiciones, entre pistolas, fusiles y metralletas” en Noruega, un pa√≠s de cinco millones de habitantes.

Le parece difícil saber si las cosas habrían sido diferentes si el tirador hubiera utilizado un fusil en lugar de un arma semiautomática.

Con un fusil “puedes disparar probablemente de 20 a 30 municiones, depende de tu entrenamiento y del n√ļmero de cargadores. Con un semiautom√°tico puedes disparar m√°s munici√≥n”, a√Īadi√≥.

El comit√© de revisi√≥n recomend√≥ el a√Īo pasado “una renovaci√≥n completa de la ley, que es obsoleta”. Deber√≠a pronunciarse en noviembre o diciembre, pero Nilsen estima que todav√≠a es pronto para saber lo que se decidir√° sobre las armas semiautom√°ticas.

Tendencias Ahora